Suspensión cobro de $18, en vigencia

Desde ayer, la carga en transito no pagó la tasa, pero el resto si, por lo que hubo malestar

Durante más de diez días las fronteras del país no operaron con normalidad debido al fallo en un nuevo sistema de inspecciones no instrusivas, afectando al comercio centroamericano.

La suspensión temporal del cobro por el servicio de inspección no intrusiva de las mercaderías en las aduanas, que propuso el ejecutivo y aprobó la Asamblea Legislativa, entró en vigencia ayer al ser sancionado por el presidente Mauricio Funes.

Con la aprobación del Decreto Legislativo No. 604 -y publicado en el Diario Oficial- que contiene las disposiciones, excepcionales y transitorias aplicables a la Ley de Simplificación Aduanera para suspender por 180 días el cobro de 18 dólares por la inspección no intrusiva , se logró desmontar el conflicto generado en las fronteras.

En virtud de la reforma y, pese a la suspensión del cobro, la aplicación del control mediante el servicio de inspección no intrusiva, que forma parte de los esfuerzos del gobierno por modernizar las aduanas, se seguirá realizando.

En ese sentido, el mismo decreto faculta al Ministerio de Hacienda para "implementar todas las medidas necesarias e indispensables", a fin de garantizarlo.

Paso lento

Y si bien el paso de furgones y buses internacionales se restableció en la frontera San Cristóbal, en Santa Ana, el jueves a las 4:00 de la tarde, ayer la circulación de los furgones aún no era fluida pues la gran cantidad de vehículos que estaban en el sitio desde el domingo por la noche, avanzaban poco a poco tras realizar el trámite aduanal.

Una fuente dijo que los furgones que sólo ocupan a El Salvador de tránsito no cancelaron los $18. El resto si debe pagar lo cual generó molestias.

Raúl Alfaro presidente de la Asociación Salvadoreña de Transportistas Internacional de Carga (ASTIC), confirmó que tras la aprobación del decreto que suspende el cobro, se comenzó a normalizar la circulación de vehículos de carga .

El pago lo realizaban ayer aquellos furgones que ingresaban al país para dejar mercadería, lo que generó quejas.

Esto porque, según un chofer, de sus viáticos deberán hacer ese pago y, además, argumentaron que en esa frontera no ha sido colocado ningún scanner. —EDH