El país aún no recobra las cifras de visitantes previas a la crisis

Pese a que el número de visitantes a El Salvador creció en los últimos tres años, este se mantiene por debajo del de 2008. El Gobierno proyecta que este año y el próximo tampoco se volverá a niveles precrisis

FOTO EDH

El ingreso de visitantes al país creció en 6.34 por ciento en 2012 en comparación con el año previo, impulsado principalmente por las personas procedentes de Guatemala y Estados Unidos.

Las cifras oficiales indican que El Salvador se convirtió en el segundo país con la mayor tasa de crecimiento en el número de visitantes en Centroamérica. El primer lugar fue para la potencia turística de la región, Costa Rica, que logró un aumento de 6.9 por ciento.

Pero a pesar de que el indicador ha crecido de manera constante en los últimos tres años, El Salvador sigue sin recuperar los niveles previos a la última gran crisis económica mundial.

En 2008, poco más de un millón 800 mil personas visitaron El Salvador, incluyendo extranjeros y salvadoreños que viven fuera del país (detalle en infográfico).

El gerente general de la Corporación Salvadoreña de Turismo (Corsatur), Roberto Edmundo Viera, observó que en 2009, cuando la crisis internacional golpeó al país, el número de visitantes cayó en 21 por ciento, mientras que los ingresos turísticos se desplomaron en 42 por ciento.

El funcionario explicó que debido a la magnitud del desplome, el gobierno diseñó una estrategia según la cual primero se desaceleraría la caía, luego se lograría estabilizar las cifras, y después se empezaría a crecer.

Los números del año pasado reflejan un desempeño comparativo bastante favorable para El Salvador. Nicaragua, por ejemplo, registró un alza del 5 por ciento, y Panamá, un país con una expansión económica destacada en años recientes, creció 4.1 por ciento en el número de visitantes.

Los demás países del istmo: Guatemala, Honduras y Belice, rondaron el 3 por ciento, según las autoridades turísticas de cada uno de ellos.

Proyectan crecimiento de 3 % para 2013 y 2014

El gerente de Corsatur añadió que el gobierno espera que el número de visitantes al país crezca 3 por ciento este año y el mismo porcentaje en 2014.

Si la meta se cumple, el país recibirá este año un millón 790 mil visitantes, incluyendo extranjeros y compatriotas radicados en el exterior.

Para 2014, la meta de las autoridades es alcanzar un total de un millón 844 mil visitantes.

Con estos números, el país aún no alcanzaría en los próximos dos años la cifra de visitantes que obtuvo en 2008, que fue de un millón 875 mil.

Viera prefiere destacar que durante el actual gobierno se ha alcanzado una tasa de crecimiento cercana al 17 por ciento.

"Cada año hemos estado arriba de la meta que nos planteamos", añadió el funcionario.

El vicepresidente de la Cámara Salvadoreña de Turismo(Casatur), Rafael Leret, observó que el turismo ha crecido en los últimos 6 ó 7 años, incluso durante el gobierno anterior, salvo en 2009 por el impacto de la crisis mundial.

Aún con la recuperación observada en años recientes, El Salvador aún se mantiene por debajo de los números de visitantes que registran en Centroamérica países como Costa Rica yPanamá.

El año pasado, por ejemplo, Costa Rica recibió un total de 2.3 millones de visitantes, es decir 561 mil 680 más que El Salvador.

Panamá, por su parte, recibió cerca de 2.1 millones de visitantes, una cantidad superior a El Salvador en 361 mil 680.

Por el lado de los ingresos turísticos, El Salvador recuperó y superó levemente el monto registrado en 2008 (detalle en infográfico).

De hecho, los 771.5 millones de dólares que el país captó por este concepto fueron la cifra más alta en al menos los últimos diez años.

Viera observó que los ingresos turísticos el año pasado fueron mayores a los de 2008 a pesar de que la cantidad de visitantes fue menor. Según él, esto tiene que ver con el hecho de que el porcentaje de personas que viene al país por la vía aérea ha aumentado en años recientes.

"La diferencia entre el turismo que entra vía aérea y el que entra vía terrestre es que el de vía terrestre es de menor duración y de menor gasto; el de vía aérea es de mayor estadía y de mayor gasto, por lo tanto genera mayor derrama económica en el país", razonó el funcionario.

En 2012, los ingresos turísticos crecieron 25 por ciento en comparación con el año previo. Para el presente año, el gobierno espera que el indicador crezca en 9 por ciento, mientras que para 2014 ha proyectado una expansión de 16 por ciento.

Pero si la distancia con otros países de Centroamérica es amplia en cuanto al número de visitantes, en términos de ingreso de divisas es aún mayor.

Si se toma como base de comparación 2012, por ejemplo, los ingresos turísticos de El Salvador apenas equivalieron a un tercio de los de Costa Rica, y a la misma porción de los de Panamá.

Costa Rica registró el año pasado 2 mil 219 millones de dólares en ingresos turísticos, mientras que el país canalero -el líder de la región en este concepto- obtuvo 2 mil 260 millones de dólares.

El Salvador se encuentra incluso por debajo de Guatemala, que se embolsó mil 300 millones de dólares por gasto turístico, es decir, cerca del doble que nuestro país.

Las cifras oficiales de cada uno de los gobiernos indican que El Salvador ocupa el cuarto lugar en Centroamérica en ingresos turísticos, levemente por encima de Honduras, y superando ampliamente a Nicaragua y a Belice.

Empresarios miran hacia Norteamérica

El vicepresidente de la gremial de empresarios turísticos, Leret, sostiene que el gobierno debería reorientar el dinero que destina a la promoción turística del país.

Leret aseguró que la mayor cantidad de los recursos debe orientarse a atraer viajeros de Estados Unidos, de donde actualmente proviene poco más de un tercio de los que llegan al país.

Pero ¿de dónde recortar para invertir más en la potencia del Norte? Leret responde que de la promoción interna.

El empresario añade que actualmente el gobierno concentra un 30 por ciento de sus gastos en promoción al turismo interno, que solamente aporta un 7 por ciento de los ingresos.

"La verdadera apuesta debería ser al gran mercado americano", opinó Leret.

El mercado interno, según Leret, ya alcanzó el punto a partir del cual no crecerá más. En cambio, "El mercado americano tiene mucho potencial para nosotros".

Para reforzar la atracción de turistas estadounidenses, el empresario asegura que se debería hacer una feria destinada a compañías del sector en ese país, a fin de facilitar los negocios mayoristas.

Con respecto al turismo de cruceros, que todavía es incipiente en el país, Leret observó que falta mejorar la infraestructura, comenzando por la portuaria, para facilitar el desembarco de los cruceristas.

El empresario dijo que también se necesita desarrollar más la oferta comercial en el puerto de Acajutla, donde atracan estas ciudades flotantes, para que los viajeros puedan comprar, por ejemplo, artículos de uso personal con comodidad.

Megaproyectos turísticos

El gerente de Corsatur, Roberto Viera, añadió que existen proyectos turísticos en el país, principalmente en la zona costera, por más de mil millones de dólares.

Uno de los principales es un desarrollo hotelero del Grupo Agrisal, que se llevaría a cabo en la playa de El Icacal, en el municipio de Intipucá, en La Unión. Contiguo a esta propiedad privada, el Estado posee un terreno de 65 manzanas donde también se planea desarrollar un proyecto turístico.

Otro, que según Viera ya comenzó a funcionar, es la marina Velazul, en La Unión. De acuerdo con un portafolio de proyectos del Ministerio de Turismo, Velazul se ubica al pie del volcán de Conchagua.

Viera explicó que el desarrollo de otros proyectos en la zona costero marina dependerá mucho de que El Salvador obtenga el segundo compacto de la Corporación Reto del Milenio.