Peor sequía en décadas golpea noreste de Brasil

La falta de lluvia en el Norte de Brasil está afectando las cosechas de maíz y algodón y matando de hambre al ganado.

SAO PAULO. El noreste de Brasil está siendo castigado por una de las peores sequías en décadas, que amenaza a centrales hidroeléctricas en una región proclive a apagones y podría frenar el crecimiento económico de una de las fronteras agrícolas emergentes del país.

La sequía acabó con un 30 por ciento de la caña de azúcar en una región responsable por un 10 por ciento de la producción de Brasil. Esqueletos de animales yacen abandonados en zonas donde casi no ha llovido en dos años, poniendo en aprietos a miles de pequeños campesinos. "Estamos sufriendo la peor sequía en 50 años, con consecuencias que podrían ser comparadas con las de un violento terremoto", dijo el secretario de Agricultura del estado, Eduardo Salles.

Un portavoz del Ministerio de Agricultura indicó que el Gobierno no ha calculado el costo financiero ni en pérdidas de cosechas a raíz de la sequía. Sin embargo, el Ministerio está ofreciendo líneas de crédito adicionales a pequeños agricultores para suavizar el impacto de la sequía.

Pese a las pérdidas de cosechas en el nordeste, Brasil aún espera una producción récord de soja y una fuerte recolección de maíz, gracias a niveles de lluvia suficientes en las principales zonas productoras del centro oeste y el sur. —REUTERS

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.