Inundaciones en la India dejan mil muertos

El mal tiempo obstaculiza los esfuerzos de rescate de muchas personas varadas en el norte del país

Foto Reuters

El mal tiempo está obstaculizando los esfuerzos para rescatar a miles de personas que están varadas en el norte de la India, donde casi mil personas han muerto por inundaciones y deslaves que trajeron las lluvias monzónicas, dijeron el domingo fuentes militares.

El ejército suspendió los vuelos de helicópteros para rescatar a personas atrapadas en el estado de Uttarakhand debido a una niebla densa que descendió sobre la región del Himalaya, informó el brigadier Uma Maheshwar. En cambio, las tropas construyeron puentes provisionales y las personas estaban siendo llevadas a un lugar seguro por carretera.

El ministro en jefe de Uttarakhand, Vijay Bahuguna, dijo a los periodistas el sábado por la noche que la cifra de muertos había llegado a mil. El número exacto de personas que han muerto en las lluvias torrenciales y las inundaciones del río Ganges se conocerá una vez que los esfuerzos de rescate hayan terminado, dijo.

Alrededor de 10,000 soldados del ejército y paramilitares, miembros de la agencia de gestión de desastres de India y voluntarios han participado en seis días de las labores de rescate y socorro. El ejército ha rescatado a más de 80,000 personas por tierra y aire, dijo Amit Chandola, un portavoz del gobierno estatal.

En los distritos más afectados, Chamoli y Uttarkashi, se espera más lluvia en los próximos días, dijo Anand Sharma, de la oficina meteorológica del estado.

Sharma dijo que las lluvias en Uttarakhand fueron las peores en casi 80 años.

En la pequeña ciudad de Gauchar, donde el ejército ha establecido un campamento para los rescatados de la ciudad de Kedarnath, los peregrinos esperaban con ansia tener noticias de sus familiares que aún no han sido rescatados por los helicópteros del ejército.

"Estoy esperando saber de mi hija y su marido," sollozó Indu Bal Singh, de 65 años, quien se separó de su hija, yerno y dos nietos. Singh se encontraba entre un grupo de peregrinos que fueron rescatados primero debido a su edad.

Singh, que ha esperado dos dí­as, se negó a regresar a su hogar en el estado oriental de Jharkhand hasta que se haya reunido con su familia. "No me moveré de aquí hasta que oiga que están a salvo", dijo.

En toda India, grupos de voluntarios y ciudadanos contribuyeron con ropa, alimentos, mantas y dinero para los residentes de Uttarakhand cuyas casas han sido arrasadas por las inundaciones.

Durante los meses de verano cientos de miles de devotos hindúes hacen una peregrinación a Uttarakhand, visitando cuatro de los santuarios más sagrados del hinduismo en el estado. Los turistas suelen bajar a la llanura antes de que comience el monzón en julio.

Sin embargo, este año, las lluvias tempranas tomaron por sorpresa a cientos de miles de turistas, peregrinos y residentes locales.