Sospechosos de Boston habrían actuado motivados por religión

De esos atentados, según nuevo recuento de lesionados de la Comisión de Salud Pública de Boston un total de 264 personas fueron asistidas en 26 hospitales. Hubo tres muertos

A una semana de los atentados en Boston, varias personas rindieron homenaje a las víctimas. Foto/ Reuters

Los dos hermanos sospechosos de ser autores de los atentados con explosivos en el Maratón de Boston aparentemente se vieron motivados por su fe religiosa, pero no parecen estar relacionados con grupos terroristas musulmanes, dijeron el lunes autoridades federales después de interrogar al que sigue vivo.

También el lunes, Dzhokhar Tsarnaev fue acusado de conspirar para usar armas de destrucción masiva, una sentencia que conlleva la posibilidad de pena de muerte si se le declara culpable.

Fiscales federales acusaron al joven de 19 años de planear junto con su hermano mayor Tamerlan Tsarnaev, de 26 años y quien murió la semana pasada al enfrentarse a la policía, colocar las dos ollas exprés con explosivos que al estallar lanzaron objetos afilados hacia la multitud que estaba en la línea de meta el 15 de abril.

En el hecho murieron tres personas entre ellas un niño de 8 años.

Mientras hasta este martes se reportaban 264 heridos atendidos en 26 hospitales, según un recuento de la Comisión de Salud Pública de Boston.

El último recuento es mayor que la estimación previa y refleja que los pacientes que no habían buscado ayuda médica en el lugar del ataque, acudieron luego a hospitales de la zona, dijo Nick Martin, portavoz de la comisión.

Los hermanos de origen checheno vivían en Estados Unidos desde hace una década y practicaban el islam.

Dos funcionarios dijeron que evidencia preliminar de un interrogatorio indica que los hermanos fueron motivados por la religión, pero que al parecer no estaban relacionados con ninguna organización islámica terrorista. Los oficiales hablaron con la condición del anonimato porque no estaban autorizados a hablar de la investigación.

También el lunes, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Kazajistán emitió un comunicado diciendo que dos extranjeros arrestados el sábado en el área de Boston por violaciones a la ley de inmigración son de Kazajistán y podrían conocer a los dos sospechosos de los bombazos durante el maratón.

El ministerio señaló que las autoridades estadounidenses se toparon con ellos mientras investigaban "posibles vínculos y contactos" con Dzhokhar Tsarnaev. Sus nombres no han sido revelados.

La denuncia penal que incluye los cargos contra Dzhokhar Tsarnaev no arroja luz sobre el móvil del ataque.

El universitario de Massachusetts hizo su comparecencia inicial en su habitación en el hospital Beth Israel. El acusado está en condición grave, pero estable. No puede hablar debido a una herida de bala en la garganta.

Cámaras de seguridad grabaron a Dzhokhar usando un teléfono celular tras colocar una bolsa en el suelo en el sitio de una explosión, dijo el lunes el FBI en una declaración jurada.

Después de que la primera explosión se sintiera hasta una calle abajo y provocara pánico entre la multitud, Dzhokhar -a diferencia de todos los que estaban a su alrededor- parecía calmado y se alejó caminando rápidamente, indicaron los oficiales. Más o menos 10 segundos después, ocurrió la segunda explosión donde él había dejado la mochila.

El documento no dice si se piensa que Dzhokhar utilizó el teléfono para detonar la bomba. El documento dice además que uno de los sospechosos le dijo a una persona cuyo auto habían tomado a la fuerza: "¿Te enteraste de las explosiones en Boston? Yo lo hice".

Agrega que Dzhokhar parecía tener heridas de bala en la cabeza, el cuello, las piernas y una mano cuando fue llevado al hospital tras su captura el viernes.

En una declaración, el secretario de justicia de Estados Unidos, Eric Holder detalló los cargos contra Dzhokhar que conllevan la posibilidad de pena de muerte si es declarado culpable.

La noticia se conoció el mismo día que residentes de Boston y otras ciudades guardaban un minuto de silencio por las víctimas, cuando se cumplía una semana desde los atentados.

Tsarnaev fue acusado de conspirar para usar armas de destrucción masiva contra personas y propiedad, que puede implicar una pena de muerte si es declarado culpable. También es probable que enfrente acusaciones por estar relacionado con el asesinato de un policía en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

El gobierno de Barack Obama indicó que no tenía otra opción más que procesar a Tsarnaev en el sistema de cortes federales. Algunos políticos han sugerido que sea juzgado como enemigo combatiente ante un tribunal militar, donde a los acusados se les niegan algunas de las protecciones constitucionales estadounidenses.

Pero Tsarnaev está naturalizado como estadounidense y bajo la ley del país, un ciudadano no puede ser enjuiciado por tribunales militares. El portavoz de la Casa Blanca Jay Carney dijo que desde los ataques del 11 de septiembre, el sistema de cortes federales se ha utilizado para procesar y encarcelar a cientos de terroristas.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.