resumen noticias

Acusan a joven de asesinar a bebé en EE.UU.

El hecho habría sido cometido durante un intento de asalto contra una mujer y su hijo de 13 meses

AP Miércoles, 27 de Marzo de 2013

Un adolescente mató a un bebé de 13 meses de un balazo en la cara, mientras trataba de robarle a su madre, de acuerdo con una acusación formal presentada el miércoles, según la cual, el sospechoso atacó a tiros a una persona más durante otro intento de robo, a principios de mes.

De'Marquise, de 17 años, fue acusado de 11 delitos por un jurado investigador del condado Glynn, inclusive de homicidio malicioso, por la muerte del bebé Antonio Santiago, el jueves, a unas cuantas cuadras de su casa en Brunswick, en la costa de Georgia.

Otro sospechoso, Dominique, de 15 años, también fue encausado, de siete delitos, inclusive de homicidio. Pero en el encausamiento se especifica que fue Elkins quien le disparó al niño e hirió a su madre con un revólver de calibre 22, cuando los adolescentes trataban de robarle dinero.

La fiscal Jackie Johnsosn, del Circuito Judicial de Brunswick, dijo en una declaración que no iba a solicitar la pena de muerte porque la ley sólo permite ese tipo de condenas contra los mayores de 18 años. Ambos acusados son procesados como adultos.

Elkins es acusado ahora también de un segundo intento de robo a mano armada y de dispararle a una persona durante un robo 10 días antes de matar al bebé. Elkins fue acusado de intento de robo y agresión armada contra Wilfredo Calix Flores, para robarle su teléfono celular y su billetera. El adolescente le disparó al hombre en un brazo con la misma arma que usó 10 días después para matar al bebé, señala el encausamiento.

El jurado investigador también encausó a la madre del adolescente Karimah Elkins, y a su hermana mayor, Sabrina Elkins, por manipulación de evidencia. En el encausamiento se indicó que las mujeres botaron un revólver en una laguna de agua salada, de donde fue recogido el martes por la policía. Doering indicó que han realizado pruebas a fin de determinar si fue usada en la muerte del bebé.

Los pocos detalles que se conocen del ataque al bebé, señalan que Sherry West llevaba a su bebé en un cochecito al salir de la oficina de correo con dirección a su casa, cuando dos adolescentes se le acercaron y le pidieron dinero. West dijo que se negó a hacerlo y uno de los adolescentes sacó un arma y le disparó en una pierna antes de pegarle un tiro a su hijo en la cabeza.

El jefe de policía del condado Glynn, Matt Doering, dijo el miércoles a los periodistas, antes de conocerse el encausamiento, que creía que el ataque fue fortuito, algo que la policía no pensaba previamente.

Karimah Elkins y la tía del sospechoso, Katrina Elkins, fueron también acusadas de dar falso testimonio a la policía. En el auto de acusación se señala que la mujer dijo a los investigadores que su sobrina estaba en su casa cuando ocurrió el asesinato. Y dio similares declaraciones a The Associated Press y a otras organizaciones noticiosas. La madre del sospechoso le dijo a la policía que su hijo estaba con ella cuando le dispararon al bebé.