Caso de corrupción salpica a alto funcionario de Cuba

Se trata del presidente de la Asamblea Nacional de Cuba, Ricardo Alarcón

Ricardo Alarcón (i), presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba, y el dictador Raúl Castro. foto EDH / efe

LA HABANA. Miguel Alvarez, principal asistente del presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba, y su esposa, ambos exagentes de inteligencia, llevan dos meses bajo custodia policial. El caso podría estar orquestado para destituir al presidente de la institución, Ricardo Alarcón, afirmó a El Nuevo Herald un colega de Alvarez desde La Habana.

Alvarez y Mercedes Arce, ambos de más de 50 años, fueron arrestados en La Habana el 3 de marzo y permanecían detenidos hasta el lunes bajo investigación por supuestos cargos de corrupción, añadió la fuente, que pidió permanecer en el anonimato para no verse involucrada en el caso.

Conocido durante mucho tiempo como la mano derecha de Alarcón por su trabajo como asesor principal de asuntos internacionales y políticos, Alvarez participaba en muchos de los encuentros con dignatarios y reporteros de visita en la isla.

Arce estuvo asignada a la misión diplomática de Cuba ante la Organización de Naciones Unidas (ONU), en Nueva York, de 1977 a 1983. Fue mencionada como un contacto en la confesión de Carlos Alvarez, un profesor de la Universidad Internacional de la Florida (FIU), convicto de espiar para la inteligencia cubana.

El blog Penúltimos Días, radicado en España, el primero en dar a conocer los arrestos la semana pasada, informó que las autoridades comenzaron a investigar a Arce por "cobro de comisiones y demás corruptelas". La investigación incluyó a Alvarez.

Pero la fuente aseguró a El Nuevo Herald que el matrimonio vivía frugalmente en un pequeño apartamento de La Habana, y que por lo general evitaban deliberadamente el mercado negro, en el cual la mayoría de los cubanos compran artículos difíciles de conseguir y por lo general robados de almacenes estatales.

"No creo que el objetivo sea Miguel o Mercedes. Creo que esto tiene un objetivo político, que es Alarcón", comentó la fuente.

Añadió que los investigadores podrían estar presionando a Alvarez y Arce para obtener información sobre Alarcón. Este método de presionar a los subalternos para incriminar a sus superiores es de empleo común en la inteligencia cubana, precisó.

La fuente comentó que se ha mantenido en contacto con familiares del matrimonio, quienes confirmaron los arrestos.

Alarcón, de 75 años, es visto como una de las figuras más poderosas de la isla. Preside la Asamblea Nacional desde 1993. Fue embajador ante la ONU por 30 años y ministro de Relaciones Exteriores de 1992 a 1993.

Pero no se le conoce como persona cercana al gobernante Raúl Castro, quien ha estado colocando a su propia gente en altos puestos desde que sucediera a su hermano Fidel, luego que este fuera operado de emergencia en 2006. El remplazo se oficializó en 2008.

La prensa oficial cubana, que pocas veces informa sobre los casos importantes de corrupción, no ha publicado nada acerca de las detenciones de Alvarez y Arce. Alarcón declaró a Ernesto Hernández Busto, autor del blog Penúltimos Días, que no tenía "absolutamente nada" que decir sobre el caso.

La fuente indicó que el matrimonio trabajaba para la inteligencia cubana, en gran medida en calidad de analistas, en las décadas de 1970 y 1980, pero que habían caído en desgracia en 1992 tras la destitución del secretario ideológico del Partido Comunista, Carlos Aldana, entonces el tercer hombre en la escala del poder en Cuba, de quien eran amigos.

Alarcón los tomó bajo su tutela pocos años después. Luego, Arce pasó a trabajar para inversionistas mexicanos en la isla. Además, ha dado clases en una universidad de México, donde ha residido por temporadas.

Una biografía de Arce publicada por la revista cubana de negocios Futuros, que había sido asignada a la misión de la ONU como analista de política exterior de Estados Unidos de 1977 a 1983. A su regreso, estudió el tema del exilio cubano en el Centro de Estudios sobre Estados Unidos de la Universidad de La Habana.

Arce fundó más adelante en la universidad el Centro de Estudios de Alternativas Políticas, centrado en resolución de diferendos, el cual muchos opinaban que estaba controlado por la inteligencia cubana. Contribuyó además con el Centro Félix Varela de La Habana, una organización no gubernamental que organizaba seminarios de resolución de conflictos sobre las relaciones entre Cuba y EE.UU.

Carlos Alvarez, el mencionado profesor de FIU, quien no es familia del detenido, indicó en su confesión al Buró Federal de Investigaciones (FBI), que Arce era una agente de la inteligencia cubana con quien se había encontrado repetidas veces en Nueva York. En 2007 fue condenado a cinco años de cárcel; su esposa, Elsa, a tres.

Arce hizo un doctorado en la Universidad de La Habana y una maestría en Sicología en la Escuela de Investigaciones Sociales de Nueva York en 1981. Estudió además en Noruega y trabajó para dos organizaciones no gubernamentales de esa nación activas en Cuba y Centroamérica. —AGENCIAS.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.