Estado gana a MECO arbitraje por $1.3 Mlls.

La firma costarricense pagará 75 % de los gastos del arbitraje

El tramo por el cual el Estado salvadoreño y MECO estuvieron en arbitraje es el comprendido entre Metapán y Santa Rosa Guachipilín. Foto EDH / Archivo

Una corte de arbitraje internacional falló en favor del Estado salvadoreño y del Fondo del Milenio de El Salvador (Fomilenio), a quienes la empresa costarricense MECO demandó por $1.3 millones alegando que El Salvador rompió la "adecuación financiera" del contrato de construcción del tramo II de la carretera Longitudinal del Norte: Metapán- Santa Rosa Guachipilín.

Con "adecuación financiera", MECO se refería al cálculo de los incrementos de costos de la obra a través del tiempo (denominados fórmula polinómica).

Entre los argumentos, MECO señaló en su demanda que esa fórmula polinómica no cubría los posibles incrementos que los materiales, sobretodo el cemento, pudieran haber tenido en el transcurso de la ejecución de las obras. No obstante, el lunes anterior, el tribunal internacional ordenó a la empresa demandante pagarle a El Salvador el 75 por ciento de los gastos del arbitraje, lo que equivale a $43,262.97.

"El laudo declara sin lugar, en todas sus partes, la demanda intentada por MECO y dice que otra pretensión (de la empresa) contra ese arbitraje será declarada improcedente", explicó ayer el Fiscal General, Luis Martínez.

La demanda fue interpuesta en diciembre pasado, al concluir el proyecto, ante el Centro de Arbitraje de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) de México.

"MECO quería que se cambiaran las reglas del contrato, lo que jurídicamente no es posible. Los tres árbitros dicen unánimemente que eso no es posible legalmente y tampoco era justo que el Estado cargara con la asunción de riesgo que todo contratista debe de hacer en este tipo de contratos", explicó el fiscal del caso, Mario Sanz.

Segundo juicio ganado

Esta es la segunda sentencia que emite la Canaco en favor del Estado salvadoreño.

En abril pasado, MECO demandó al país por $11 millones 502 mil. En esa ocasión, la empresa aducía que Fomilenio no le reconoció los costos por el incremento extraordinario imprevisible de volumen de obra, en torno a la construcción del tramo seis de la Longitudinal Norte.

Dicho proyecto vial comprende el desvío de Ciudad Barrios, en San Miguel hasta Osicala, Delicias de Concepción-Cacaopera, en Morazán.

El monto adicional que exigía MECO fue basado en los daños ocasionados por la tormenta tropical 12E que azotó al país en octubre de 2011.

Los jueces se declararon incompetentes de conocer la demanda contra El Salvador y condenaron a MECO a pagar todos los gastos del arbitraje por un monto de $80 mil 213.

Con los fallos emitidos por la Corte se cierra el arbitraje entre El Salvador y MECO.

Según el Ministerio Público, hasta la fecha no ha recibido un refuerzo presupuestario por los costos del arbitraje de Fomilenio y para financiar los trámites ha recurrido al presupuesto institucional.

El fiscal Martínez no especificó cuánto dinero se había invertido en el arbitraje, pero aseguró que estos "son procedimientos muy costosos".

Fomilenio dejó de existir como Institución Autónoma de Derecho Público el 18 de enero, por lo que la representación del Estado salvadoreño en este conflicto pasó a manos de la Fiscalía General.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.