Cabecillas MS piden más apoyo a tregua

Expusieron ante menores internos sus "errores" , a manera de ejemplo para que no cometan los mismos Se muestran como ejemplo de lo que no deben hacer

Pandilleros piden a jóvenes de Tonacatepeque apoyar plan de tregua. foto edh / archivo

Cabecillas de la MS viajaron ayer desde el Penal de Ciudad Barrios, en San Miguel, hasta Tonacatepeque, en San Salvador, para explicar a los internos en rehabilitación en el Centro de Intermedios sobre los propósitos y el papel que deben jugar en la segunda fase de la tregua, al tiempo que les pidieron su apoyo.

En ese centro hay 287 adultos que fueron juzgados como menores, pero que por su edad debieron ser separados del resto.

Uno de los mensajeros fue Dionisio Umanzor, alias El Sirra de Tecla, quien cumple penas que suman más de un siglo en prisión. Umanzor recordó sus primeros pasos en la delincuencia, sus capturas y su encarcelamiento.

El cabecilla manifestó su deseo por que los jóvenes recluidos en Tonacatepeque no corran su misma suerte.

"En este centro yo estuve hace 19 años (en 1994), donde aprendí oficios mientras en las celdas maquinaba la maldad", afirmó.

Dijo que cumplió su pena en Tonacatepeque, pero que siguió delinquiendo y regresó al sistema penitenciario ya como adulto. El Sirra dice que no olvida que de los 13 años de estar bajo las rejas, 12 ha permanecido en régimen especial, donde el reo es confinado a una celda sin fecha para salir, sin contacto físico en la visita, si no es a través de un vidrio y un teléfono.

Aunque el cabecilla ya no tiene esperanza de libertad, hizo un llamado a los jóvenes del Centro de Intermedios para que no pierdan las oportunidades de superación o de aprender un oficio para que al salir puedan reinsertarse a la sociedad.

Pidió a los jóvenes que saldrán en los próximos días que olviden toda venganza contra aquellos que un día los maltrató, y que no se dejen llevar solo por el hecho de pertenecer a un grupo grande que los apoya.

"Ustedes que son las nuevas generaciones, esperamos que nos ayuden a enderezar esto que se nos había descarrilado", dijo El Sirra.

Borromeo Enrique Solórzano, alias El Diablito y cabecilla de la MS, opinó que se necesitan grandes cambios y ganarse la confianza de la gente. "Hemos hecho tanto daño que nadie confía en que somos capaces de tener un cambio o actitud diferente", dijo.