Maternidad ha colectado 368 litros de leche

En la Semana de Lactancia Materna aplauden nuevo marco legal y promoción de esta práctica en el país.

En el Hospital de Maternidad funciona un banco de leche materna donde las madres pueden donar. Foto EDH / ARCHIVO

Las autoridades del Hospital de Maternidad informaron ayer que en los primeros diez meses de funcionamiento del Banco de Leche materna han colectado 380 litros, de los cuales 280 han servido para alimentar a los bebés que han nacido con bajo peso o prematurez extrema.

Roberto Edmundo Sánchez Ochoa, director del mencionado centro hospitalario, explicó que en total son 68 infantes los que se han favorecido con este programa que fue destacado en el marco de la inauguración de la Semana de la Lactancia Materna, programada del 19 al 23 de agosto, bajo el lema "Apoyo a las madres que amamantan, cercano, continuo y oportuno".

Informaron que algunas donaciones de leche no han podido ser utilizadas porque han detectado la presencia de pelo, algún contaminante o alguna pequeña muestra de sangre. De allí que se han visto obligados a descartarlas por la seguridad de los bebés.

La ministra de Salud, María Isabel Rodríguez, destacó la importancia de promover la práctica de la lactancia materna entre las mujeres, algo que, según explicó, se verá favorecido tras la aprobación de la Ley de la Lactancia Materna, que obliga a los empleadores a dar a las madres una hora libre para amamantar a sus hijos o extraerse la leche, guardarla y dárselas posterior.

"Vamos a ver el efecto de la ley (...) y que no vengan con las excusas de que allí les damos la hora de comida, utilícenla", citó Rodríguez.

Al respecto, Josefa Blanco, representante de la oenegé Calma, dijo que están recibiendo muchas llamadas en las que les reportan que a las trabajadoras no les están dando las facilidades, y además las mujeres se están extrayendo la leche en los servicios sanitarios. "Eso consideramos que es una práctica inhumana y va contra el derecho de amamantamiento de ese niño", agregó Blanco.

José Ruales, representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), no sólo celebró la aprobación de la Ley de Lactancia Materna, sino también recordó a todas las madres que "la leche materna es un producto natural. El niño que recibe leche materna tiene 14 veces menos posibilidades de morir que un recién nacido que no recibe la leche materna".

Agregó que ahora, que es temporada de neumonía, los niños que lactan de sus madres tienen 45% menos posibilidades de morir por neumonía que aquellos que no recibieron, porque esta leche, además de que es gratuita, es limpia, estéril y con ella se da al niño todos los anticuerpos para prevenir enfermedades infecciosas, pero también favorece la inteligencia.