Proveedores a favor de "ley del quedan" que propone Quijano

Con la normativa se le dará liquidez, sobre todo a las micro y pequeñas empresas que venden bienes y servicios al Gobierno Hay casos en que el Gobierno les paga hasta con nueve meses de atraso, lo que ahoga económicamente a los emprendedores Muchos recurren a vender sus quedan, pero en esta operación pierden una gran parte de la ganancia que les genera el negocio

Proveedores a favor de "Ley del Quedan"

Micros y pequeños empresarios consideran viable la propuesta del candidato presidencial por Arena, Norman Quijano, respecto al pago oportuno de bienes y servicios que prestan al Gobierno.

Ver en Media Center >

Dirigentes de asociaciones de micro y pequeños empresarios consideraron viable la propuesta que el candidato presidencial de ARENA, Norman Quijano, hizo respecto al pago oportuno de los bienes y servicios que prestan al Gobierno, aunque reconocieron que no solucionará por completo las graves deficiencias que hay en torno al pago a proveedores.

La propuesta que el candidato presidencial hizo el pasado domingo y que ha incluido en su plan de gobierno es una Ley del quedan, que formalizaría un documento que hasta hoy es usado de manera informal para obtener el dinero contante y sonante de los productos o servicios que el empresario le entrega al Gobierno sin esperar tres o cuatro meses.

"Hemos dicho que al quedan le vamos a dar la fuerza legal como de un instrumento financiero que pueda servir como un cheque, que lo pueda hacer efectivo en su momento y que tenga todo el respaldo de las instituciones financieras", aclaró Quijano.

Para el presidente de la asociación Unión Mipyme, Guillermo Guidos, toda idea que permita acortar el retraso que va más allá de 90 días que tiene el Gobierno para pagar a los proveedores es bienvenida.

Lo ideal sería que los empresarios recibieran su pago en un periodo máximo de 30 días y que este pago fuera en efectivo. Pero como Guidos sabe que esta agilidad es imposible cree que legalizar el quedan podría, al menos, reducir la burocracia. "Con una ley probablemente se le dé más seriedad a este documento", dijo.

Y no solo se le daría validez al documento, sino que además podría poner orden al trámite, así como evitar los abusos de los que son víctima los pequeños empresarios.

Es muy bien sabido por los comerciantes que si vende un quedan al banco o a una persona particular, sus ganancias se reducirán en un 18 a 20 %, pues estas son las tasas de interés y comisiones que cobran los bancos y prestamistas por entregar el resto del dinero en efectivo.

"Como los pagos son muy tardados, el empresario recurre al prestamista", explica. Sin embargo, cree que al formalizarlo, estos problemas podrían regularse para bien de los microempresarios.

Por su parte, el presidente de la Sociedad de Comerciantes e Industriales Salvadoreños (SCIS), Víctor Ramírez, dijo que la idea es buena, aunque aseguró que por sí sola no logrará resolver el atraso en los pagos. "Sí es buena, pero no suficiente. No solo es el quedan. Aquí se deben establecer los montos presupuestarios, que los procesos sean más eficientes, porque de nada va a servir que haya una ley y los procedimientos para pagarla no sean ágiles", señaló.

El empresario dijo que la ley debe establecer plazos y procedimientos e incluso sanciones para que las instituciones gubernamentales no atrasen los pagos.

El tema de pago a proveedores ha tomado relevancia en los últimos años debido al atraso de hasta más de 90 días de lo que el Gobierno tiene para pagar a sus proveedores. La mayoría de ellos ha suministrado zapatos, uniformes, medicinas y papelería.

Para Guidos, de Unión Mipyme, también se puede utilizar el cheque posfechado, sin el que el proveedor puede acudir a un banco para que se lo pague antes de la fecha establecida.

En tanto el presidente del Consejo Nacional de la Pequeña Empresa de El Salvador (Conapes), Ernesto Vilanova, dice que el quedan no resuelve nada, pero sí una orden irrevocable de pago.

Por ello sostiene que debe haber una ley en la que el Gobierno esté en la obligación de emitir certificados irrevocables de pago al momento que los pequeños empresarios le entreguen los bienes o servicios contratados.

Esos documentos deben girarse contra los bancos del Estado, para que sean estos los que lo paguen de manera inmediata, pues se supone, afirma Vilanova, que cuando el Gobierno contrata la prestación de un bien o servicio es porque tiene fondos presupuestados para ello, y que los mismos están depositados en los bancos estatales.

Analistas a favor

También varios analistas ven con buenos ojos la ley del quedan, pero proponen que debe estudiarse con detenimiento, tomando en cuenta que el Gobierno no siempre estará en crisis y además que se incluya a todos los sectores productivos.

Miguel Lacayo piensa que es un buen paso buscar una ley de quedan que obligue al gobierno a adquirir el compromiso de pagar rápido, pero que incluya también a todos los sectores productivos del país, "para que en realidad haya mayor formalidad en el pago, sobre todo a las micros y pequeñas empresas", que son las que necesitan de liquidez de más corto plazo.

"Yo creo que debe ser acompañada también de una ley que diga si se entregan servicios o productos y no hubo reclamo por parte del Estado en los siguientes 15 días, sea automática la aceptación... y debe haber un compromiso de pago rápido", dijo.

Lacayo agregó que el quedan debe ser un documento descontable ante un juez si es necesario, es decir que se pueda ir a vender a alguien, sabiendo que tiene la fortaleza del pagaré.

Al darle legalidad al "quedan" y la fuerza de un "pagaré" haría que este documento que respalda un compromiso de pago del Gobierno y la empresa privada vuelva más barata la comisión e intereses que se cobran con el factoraje a través de bancos y otros agentes financieros, razona.

"Puede funcionar el factoraje, pero solo que te van a cobrar menos, porque va a haber menos riesgo, ya que tú puedes pasarle el riesgo a alguien más. Hoy el factoraje te puede adelantar el dinero, pero depende si le pagan o no le pagan. Al formalizar el quedan y darle más peso legal te reduce el costo del factoraje", afirmó.

Para el analista Manuel Enrique Hinds, es algo que se debería de hacer porque este Gobierno cada vez paga más tarde.

Además sostiene que a la ley hay que ponerle suficientes dientes, de manera que el quedan sea exigible ante un juzgado, para que en caso de atrasos como los del Gobierno en pagarlos "usted agarra el quedan lo lleva a un juzgado y el juzgado dice páguese ya", explicó.

Por su parte. el economista Rigoberto Monge sostiene que debe considerarse una consulta amplia, que incluya a la banca y empresas que compran este tipo de documentos y demás actores que están a uno y otro lado de la transacción que se quiere resolver.

En la ley también hay que considerar en qué porcentaje del valor original se va a aceptar un quedan al convertirlo en efectivo, añadió.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.