Piden invertir más en la salud de la niñez

Pese a tener un instrumento como la Lepina, el Estado no la aplica como debería.

Muchos niños sufre de discriminación por parte del personal médico, según estudio de la ONG Intervida. foto EDH / archivo

Destinar más recursos económicos enfocados a la salud y atención de la niñez y la adolescencia del país, así como capacitar al personal médico y de enfermería en cuanto a la sensibilidad hacia los pacientes. Esas son dos de las prioridades que debería plantearse el gobierno.

Así lo determinó el estudio "Evaluación del respeto del Derecho a la Salud de niñas, niños y adolescentes", hecho en octubre y diciembre de 2012 por la ONG Intervida.

Vanessa Colorado, directora de la organización, comentó que pese a que El Salvador ya cuenta con un instrumento específico para velar por los derechos de los menores de edad, como es la Ley de Protección de la Niñez y Adolescencia (Lepina), esta no se desarrolla en la práctica como debería.

"Hay conocimientos técnicos de qué es la Lepina, pero no la aplican en su trabajo", comentó.

Si bien, entre 2007 y 2012, la inversión en Salud con respecto al PIB creció y existe una reducción del déficit acumulado, el estudio demostró que el gasto en este sector no ha aumentado la calidad del servicio en los diversos centros asistenciales.

Colorado en enfatizó que, si bien el cumplimiento de los derechos fundamentales de niñas y niños es responsabilidad compartida entre la familia, el Estado y la sociedad, "es necesario poder analizar el rol que ha jugado el Estado en procurar la calidad de la salud de la niñez salvadoreña".

El artículo 22 de la Lepina establece que el sistema nacional de salud está obligado a asegurar el fácil acceso a los servicio para el tratamiento médico de los niñas , niños y adolescentes.

En los casos de inminente peligro de muerte y agotadas las alternativas existentes, el estado debe gestionar ayuda a nivel internacional.

"Tenemos que incidir (para) que esto mejore. No solo es cuestión de presupuesto, sino (también de) mejorar las actitudes", agregó Colorado.

El estudio que fue realizado en seis hospitales de la red pública revela que las niñas, niños y adolescentes representan entre el 35 y 40 por ciento del total de pacientes que acude a los hospitales.

El grupo que va desde los 12 hasta los 18 años, está casi "invisibilizado", según detalló Intervida; pues no hay espacios definidos, ni camas ni medicamentos destinados a ellos. " Los adolescentes que acuden a los diversos hospitales tienen mayor problema con su ubicación, ya que se les asigna a las áreas de atención para adultos", dijo Colorado.

El estudio fue presentado a los directores de los 30 centros asistenciales de la red pública del país.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.