Bebé de siete meses es víctima de bala perdida

Su situación de salud es estable, pero la bala le quedó incrustada en la pierna derecha

Foto Lissette Lemus

Un pequeño de siete meses ingresó la madrugada de ayer al hospital nacional Benjamín Bloom por una lesión en su pierna derecha a causa de una bala perdida.

El padre del menor, residentes en Altavista Ilopango, relató que el niño se encontraba dormido cuando de repente escucharon su llanto, pero no se dieron cuenta de que estaba baleado.

"Cuando la mamá lo levanto vimos la sangre, pero pensamos que algún animal lo había picado", declaró el progenitor.

Sin embargo lo llevaron al hospital y fue hasta que los médicos lo examinaron que se enteraron que estaba herido de bala.

El menor ingresó al Bloom a las 12:30 de la madrugada aproximadamente.

Según explicó el padre, la bala traspasó la duralita e impactó directamente en la pierna del niño.

"Es injusto lo que hacen. Ahora fue un niño, mañana podría ser un adulto, otra persona", expresó.

Álvaro Hugo Salgado, director del Hospital Bloom, explicó que el proyectil impactó la tibia (hueso largo que soporta el peso del cuerpo) donde quedó incrustado.

El director declaró que el estado del bebé era estable y que estaban a la espera de poder extraer la bala.

El niño está fuera de peligro, pero permanecerá aproximadamente 15 días hospitalizado. El caso ya fue reportado a la Fiscalía. En lo que va del año, las autoridades han reportado ocho pequeños lesionados por balas perdidas.

En el 2011, el Bloom atendió 26 niños heridos con arma de fuego, de estos tres murieron debido a la gravedad de las lesiones.

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.