Este año, el Bloom no tiene planeado ningún trasplante

Tres pacientes llevan más de un año en espera

El grupo de especialistas del hospital Bloom realizan un trasplante de riñón. Foto EDH / archivo

Las esperanzas de tres pacientes con insuficiencia renal de tener un nuevo riñón este año se han roto. El director del hospital Bloom, Hugo Salgado, informó que hasta el momento, para lo que resta de 2012, no tienen programada ninguna cirugía de este tipo.

Los menores llevan más de un año esperando el procedimiento, se han repetido varias veces todos los exámenes con la promesa de que serán operados. Unos dentro y otros fuera del país.

¿Este año harán cirugías? se le preguntó.

"Hasta el momento, la información que tenemos es que no. No sé si pueda cambiar en determinado momento", respondió Salgado.

El director comentó que trabajan para reanudar el programa en 2013.

"Lo que ha habido es un poco de descoordinación de horarios, de tiempos con todo el equipo que interviene", añadió el pediatra. Agregó que aún no tienen un acuerdo entre los profesionales encargados de los procedimiento para desarrollar las operaciones.

"Diría que con fondos propios podemos avanzar (en 2013), pero queremos hacer más, en ese esfuerzo estamos de (analizar) cómo incrementamos ese número de trasplantes", dijo el director.

Salgado asegura que trabajan para buscar ayuda de otras organizaciones como ocurre con las cirugía cardiovascular, y de esa forma impulsar el programa. "Consideramos que hay que darle vida a un programa nacional de estos, que hay que darle mayor fuerza", opinó Salgado.

El último procedimiento quirúrgico de este tipo se realizó el 28 de septiembre de 2011 en el Bloom.

Las autoridades refieren que el problema se debe a que no existe un programa como tal y los especialistas deben distribuir su tiempo con el resto de obligaciones.

Blanca Zelada, madre de Jorge, un joven que lleva más de un año esperando la cirugía, dijo que "no sé cuál es el motivo, no creo que en un año no hayan tenido el tiempo y el espacio (para la operación)".

Ella será la donante y hace dos semanas, aproximadamente, terminaron sus análisis por cuarta vez.

Blanca dice que a ella no le han informado que el trasplante queda suspendido, pero tampoco le han dado fecha para la intervención.

"Teníamos la esperanza de que se pudiera este año, pero en la misma uno pierde la esperanzas", agregó.

Por su parte, Rodolfo Rivera, presidente de la Fundación Contra la Insuficiencia Renal Crónica (Funcir), dijo que era lamentable la situación por la que atraviesa el programa. "Habían varios (pacientes) que tenían la esperanza de que este año fueran trasplantados, incluso, a uno de ellos le ayudamos para realizarse unos exámenes", comentó Rivera.

Añadió que los padres incurren en gastos para que sus hijos tengan una vida mejor.

"La triste situación es que a veces se complican. El trasplante es uno de los mejores tratamientos que existen", agregó el presidente de Funcir.

La fundación espera que en 2013 se ponga a funcionar el programa, que operen lo más pronto posible a los tres pacientes pendientes, un compromiso de las autoridades para proveerles las medicinas de por vida y que más niños puedan ser operados.

En el Bloom hay 22 infantes en diálisis ambulatoria, 25 en hemodiálisis, 17 en diálisis intermitente y 17 trasplantados. El subdirector, Guillermo Lara, expresó que este año ha sido difícil, pero trabajan para establecer un verdadero programa.