Menores de edad tienen fracturas en el cráneo

Médicos del Bloom esperan que los pacientes mejoren para evaluar su estado neurológico.

Más de 30 personas resultaron lesionadas en el accidente de tránsito, en Morazán.

Dos de los niños que resultaron lesionados en un accidente de tránsito en Perquín, Morazán, la semana pasada, siguen delicados en el hospital Bloom.

Enrique Mitjavila, jefe de residentes del centro pediátrico público, aseveró que permanecen en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) con respiración asistida, sedados y con manejo del dolor.

Agregó que el pronóstico es reservado y que están a la espera de que, poco a poco, disminuya la inflamación en el cerebro para evaluar si hay daño neurológico.

Los menores llegaron referidos del hospital de San Miguel en estado grave la media noche del jueves pasado.

"Venían sin respuesta alguna. En las radiografías que se les tomaron, sí hay fracturas a nivel del cráneo, pero no hay hemorragias", agregó el jefe de residentes.

El accidente ocurrió en el caserío Rancho Quemado, en Perquín, Morazán. En le hecho, 37 personas resultaron lesionadas, dos murieron. En el Bloom, han atendido a 288 niños con golpes este año.