Escasez de fármacos en hospitales oscila entre el 7 y el 39 %

Los faltantes van desde los 14 a los 95 productos, según datos de Salud

Dos usuarias retiran medicamentos de la farmacia del Hospital Santa Teresa, en Zacatecoluca. Foto EDH /

La falta de insumos médicos en los hospitales públicos no es la única dificultad que enfrentan los usuarios; la carencia de fármacos también se ha convertido en un problema en algunos establecimientos.

Si bien el promedio nacional de desabastecimiento de medicinas en la red no es significativo, un 18.5 por ciento. De acuerdo con el último reporte del Ministerio de Salud (Minsal) hay centros sanitarios donde se supera el 20 por ciento y en algunos rozan o sobrepasan el 30 por ciento.

En concreto, 12 de los 30 centros médicos tienen carencias de más del 22 por ciento de los productos identificados en el cuadro básico. Y 12 hospitales están por debajo del 15 por ciento.

Los faltantes van desde 14 productos hasta 95. El hospital de San Francisco Gotera tiene las mejores condiciones. Las carencias son del 6.5 %, le sigue el de San Bartolo con un 8 %; La Unión, Jiquilisco e Ilobasco con 9 %.

Mientras que los usuarios de los establecimientos que más problemas tienen para cumplir con el tratamiento médico son los de Zacatecoluca. Ahí el faltante de es del 39.4 % de los fármacos, Sonsonate tiene un 30.4 %, Santiago de María y Santa Ana reportan el 29.6 %, Ahuachapán y San Miguel un 28 % , el Saldaña y el San Pedro 25 %.

En Sonsonate, por ejemplo, carecen de 66 de los 217 tipos de medicinas. En el Bloom faltan 68 productos, en San Miguel 87, en Santa Ana 75 y en el Saldaña 69.

Según el informe del Minsal subido en su página web, entre el 29 de octubre y el 4 de este mes faltaban 95 tipos de medicamentos en el hospital Santa Teresa, en Zacatecoluca, eso significa un 39.4 %. Ese es el centro con mayor desabastecimiento.

El director del establecimiento, Raúl Pineda, reconoció el problema, pero dijo que la situación se originó por el incremento en la atención tras abrirse las nuevas instalaciones sin que el presupuesto haya sufrido mayor variación.

Entre los datos con los que sustenta sus argumentos se encuentra que en 2009 se atendió a 38,959 personas en la Emergencia, pero en los primeros nueve meses de este año llevan 65,675.

Sin embargo, aseguró que están trabajando para abastecer el hospital y evitar que los usuarios se vayan sin el tratamiento médico.

De acuerdo con el personal del hospital, el problema es grande. Faltan antibióticos, fármacos para las personas con diabetes, analgésicos, para problemas respiratorios, entre otros.

"La situación es bien tremenda", opinó un médico.

Un empleado expresó que compran productos, pero se acaba rápido debido a que la adquisición es pequeña. "Es como apagar la llama por un ratito".

Agregaron que además han tenido problemas con los insumos médicos como guantes e hilos para suturar.

Pineda dijo que "todo ese aumento de la consulta ha hecho que lo que teníamos proyectado para terminar en diciembre (no alcance) y ya en septiembre comenzamos a flaquear en medicamentos e insumos".

El director del Zacatecoluca aseguró que se realizan esfuerzos con la red de hospitales para que les transfieran productos. que han hecho compras locales y que el Minsal también los provee.

El asesor de insumos, Carlos Martínez, informó que han recibido más $100 mil en trasferencias de fármacos y que entre jueves y ayer el Minsal les iba a mandar 20 tipos de productos.

Añadió que el martes enviaron un fax solicitando 10 de otros tipos a diferentes hospitales.

Pineda agregó que hace más de dos semanas recibieron 26 productos, entre ellos los hipertensivos.

Según el informe del Minsal, la situación en el establecimiento no ha mejorado en las últimas cinco semanas; los faltantes en el hospital de Zacatecoluca se mantienen entre los 90 y 97.

El director dijo que con el ingreso de los 20 tipos de fármacos mejorarán la atención a los pacientes.

"Porque es bien difícil que de tres o cuatro medicamentos les demos (solo) uno o dos en algunos casos", expresó Pineda.

El lunes, en la farmacia se recibieron 1,348 recetas tanto del área de hospitalización como de la consulta externa.

Pineda comentó que tienen un déficit presupuestario que ronda los dos millones de dólares y que eso ya es del conocimiento de las autoridades del Minsal.

Martínez dijo que hay carencias en varias categorías, pero tienen los productos de uso crítico, es decir "los de combate".

"Faltan algunos sueros, algún antibióticos; tal vez no tenemos el de mayor espectro, pero sí el de combate. En anestesiología de los 10 que se manejan nos faltan dos, pero cada semana varía, cambia debido a la gestiones de transferencia", agregó el asesor de insumos.

Mientras que el director del Hospital Saldaña, Raúl Castillo, opinó que la situación en ese hospital es buena, pese a que a diarios decenas de pacientes se van sin la receta despachada.

De acuerdo con el informe del Minsal, en el establecimiento se carecen de 69 de los 273 productos. Eso representa el 25.3 %.

En las últimas cinco semanas el desabastecimiento oscila entre el 29.7 % y el 25.3 %.

"Dentro de los medicamentos hay unos que tienen poco uso, pero de los vitales, de los que son de día a día para pacientes delicados sí tenemos. Los que están desabastecidos son los medicamentos de poco uso y que siempre habrá algún porcentaje de desabastecimiento, pero de los críticos sí estamos bien", agregó Castillo.

El director del Saldaña reiteró que los productos de poco uso son los que no tienen y que en un momento dado se puede prescindir de ellos porque la demanda no es alta, pero los que requieren los pacientes en la consulta externa, en la Emergencia y en las áreas de hospitalización están cubiertos.

Castillo comentó que en la segunda semana de noviembre recibirán producto de la compra conjunta que hace el Minsal y que en primera instancia se declararon desiertos, además realizaron compras locales.

El 29 de octubre, mediante la Unidad de Comunicaciones del Minsal, se solicitó una entrevista con las autoridades para conocer la situación de abastecimiento de la red pública y cuál eran los problemas del porqué hospitales como el Santa Teresa, Saldaña, Sonsonate, Ahuachapán y otros tenían menos productos en existencia, pero hasta ayer no se tenía respuesta.

El martes 6 de este mes, en una nota titulada "Hospitales nacionales registran promedio de 81.7 % de abastecimiento de medicamentos" en el portal de la Presidencia de la República, la ministra María Isabel Rodríguez, dijo que "para mí el abastecimiento de medicamentos en los hospitales, en las unidades de salud, en todos los niveles del sistema, ha sido fundamental y no solo de medicamentos, sino de insumos médicos".

En la misma nota hacen mención de que en administraciones anteriores la escasez, en promedio estaba entre el 30 y el 50 por ciento. Y que en la actualidad el abastecimiento no ha bajado del 80 por ciento.

"Hay hospitales como el hospital nacional de Ilobasco que tiene en este momento el 90.2 % de abastecimiento, el Hospital de Maternidad, que es un hospital que consume medicamentos en una forma bárbara, tiene el 89.7 %. El Hospital Rosales lo encontramos con el 40 % o 30 % en el pasado y ahora tiene 87.7 %", se lee en la nota.

Pero no se hace mención de los centros con mayores carencias ni de los mecanismos que realizan para solventar estas deficiencias.

En el hospital Bloom, por ejemplo, los niños con hemofilia llevan más de ocho días sin recibir el fármaco para ser tratados. Hace unas semanas no había inmunoglobulina, hipertensivos como hidrazalina, vitamina K, metilprednisolona, salbutamol, ciprofloxacina, fluconazol, bactrin y una serie de insumos médicos, entre otros.

De acuerdo con informes del Minsal, el presupuesto asignado a la red de hospitales públicos para la compra de medicamentos se mantiene estático desde 2010.

Por ejemplo, el Santa Teresa recibió $293,510 para este rubro en 2010 y este año le otorgaron $292,250, y el Saldaña desde 2011 recibe $351,435.