Will Salgado: "La adicción a cocaína provocó amaños"

El alcalde de San Miguel cuestionó a los jugadores.

Si había una voz que faltaba en el tema de los amaños, esa era la del alcalde de San Miguel y expresidente de Águila, Will Salgado. El político aprovechó el momento para soltar su lengua siempre filosa. Y hoy sí, ya no falta nadie. Tal su estilo, tiró de todo y en múltiples direcciones: "Montes es un apostador empedernido. Creo que ganaba cuatro mil dólares, pero se los gastaba apostando. Se me escapaba y se me iba al casino", dijo de quien fue su portero cuando él manejaba al Águila. "Si dudan vayan y pregunten en los casinos de San Miguel", agregó.

También apuntó hacia Alfredo Pacheco, otro de los 22 jugadores suspendidos provisionalmente: "Hay que ver el salario de los jugadores y hacer cuentas... Pacheco llegó al Águila con un BMW de agencia", indicó en una entrevista en canal 12.

También habló de drogas en la primera división del fútbol salvadoreño y que eso puedo estar relacionado con los amaños: "Que le hagan el antidopaje a los jugadores de Liga Mayor y se darán cuenta del consumo de cocaína. La adicción provocó que muchos jugadores participaran en amaños dentro de la Selección Nacional", aseguró Salgado. Hay que recordar que en el fútbol nacional no existe el control antidopaje.

"Esta adicción desespera a los jugadores a andar buscando dinero y caen en un montón de situaciones como amañar un partido", aseguró.

Luego redobló su apuesta en su cuenta de Twitter: "Si hicieran antidopaje después de cada partido en El Salvador, cada equipo se quedaría solo con la mitad de sus jugadores", aseveró en la red social, donde también apuntó: "Hasta el más ciego lo sabe, pruebas es que no tenemos".

Salgado piensa también que el 4-1 de México a El Salvador por las eliminatorias rumbo al Mundial 2010 también fue amañado. Y aprovechó para tirarle al exentrenador, el mexicano Carlos de los Cobos: "No hay que descartar a de los Cobos de esto de los amaños".

Agregó que "sospecho que cuando yo fui presidente del Águila hubo amaños". Y con un conocimiento que asombra sobre el tema indicó: "La cantidad más grande que se mete a amañar un partido no son más de cinco jugadores", aseguró.

Por último mandó un mensaje "moralista" a los supuestos jugadores amañados: "Les vale madre la vida de los aficionados, a mí me indigna".

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar el rendimiento, mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta el uso de cookies. Más información.