Subes: "Los usuarios pagarán el pasaje autorizado por el VMT"

La tarifa no dependerá de dónde el pasajero suba y baje del bus

Pie de foto texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto pie foto. foto edh / xxxxx xxxxxxxLos usuarios podrán seguir pagando el pasaje con dinero hasta el 1 de agosto. Foto EDH

¿El nuevo sistema representaría un aumento en el pasaje y un impacto en el bolsillo de los usuarios? La respuesta es afirmativa.

Si un usuario del transporte público de pasajeros desembolsaba $0.25 por trasladarse desde el centro de San Salvador hasta la plaza Salvador del Mundo, el nuevo sistema de cobro electrónico ya no se lo permitirá.

Medios de comunicación, convocados ayer a una conferencia de prensa, plantearon esa situación a las autoridades del Viceministerio de Transporte (VMT), al Sistema Integrado Prepago (Sipago) y al Sistema Único de Boletos Electrónicos (Subes).

El director general de Transporte del VMT, Luis Escamilla, aseguró que el sistema "no cobrará más de lo debido", sino la tarifa establecida por dicha cartera.

Miguel Castaneda, presidente del Sistema Integrado Prepago (Sipago), aclaró que la costumbre de los transportistas de bajarle el precio al pasaje, según él, "para atraer pasajeros", quedará atrás.

"En las calles se andan peleando entre buseros y microbuseros, porque en la hora pico esta gente baja la tarifa a $0.20 o $0.15 para competir con el otro", aseveró.

Con la tarjeta prepago los transportistas se limitarán a cobrar lo autorizado y no podrán "ofrecer" a los usuarios una tarifa menor.

"Ahorita la tarjeta es legal. Se creó una costumbre de competencia. Pero ¿qué vale más? La persona humana. Al quitar la (competencia) quitamos la propensión al accidente y a la rivalidad por el pasajero", dijo Castaneda.

El director de comercialización de Subes, Mauricio Ayala, aseguró que los validadores están configurados para que cobren las tarifas que las diferentes rutas tengan autorizadas por el VMT, la cual es variable. El presidente de Sipago aseguró que "no hay vuelta atrás" con la implementación de la tarjeta prepago que ha iniciado en la zona de Santa Tecla.

Ante el hecho de que algunos motoristas que ya tienen instalado los validadores siguen cobrando en efectivo, aunque los usuarios tengan su tarjeta, dijo que algunos transportistas querrán "boicotear" el plan: "Los trabajadores van a querer boicotear este esquema, porque no van a poder vivir en el modelo anterior: un sistema incontrolable. Ya no van a tocar dinero".

A medias

Subes aseguró que, hasta la fecha, 300 unidades tienen instalado el nuevo sistema de cobro, pero solamente 200 unidades efectúan el cobro con tarjeta prepago desde ayer.

Además, informaron que han vendido cerca de 50 mil tarjetas. Informaron que en el camino irán ajustando algunos "inconvenientes" que presentan "pocas" unidades.

Al terminar esta primera etapa en Santa Tecla de implementación del sistema de cobro electrónico, la iniciarán en otras zonas, como San Marcos y Soyapango.