resumen noticias

Última encuesta le da victoria presidencial a Henrique Capriles

Según el diario ABC, la intención de voto de Maduro cayó 20.5% y la de Capriles creció un 18%.

Domingo, 7 de Abril de 2013

El encuestador argentino Iván Rodríguez, de la firma "Datamática", anunció ayer que el candidato opositor Henrique Capriles Radonski lleva casi cinco puntos de ventaja frente a su rival el oficialista Nicolás Maduro en la intención de voto de los comicios presidenciales que se van a celebrar el 14 de abril, publicó ABC de España.

El representante de la encuestadora argentina convocó una rueda de prensa para dar a conocer los resultados de su estudio diario, entre el 7 de marzo y el 5 de abril, a 3.000 personas telefónicamente. Rodríguez es poco conocido en Venezuela pero mucho en Colombia, México y otros 15 países. Dijo que observó con Capriles la misma tendencia que se dio en Colombia con la elección del presidente Juan Manuel Santos.

"La intención de voto de Maduro cayó drásticamente 20.5% y la de Capriles creció 18%", lo que significa que a una semana de las elecciones del 14 de abril, el aspirante presidencial de la unidad nacional supera al representante del gobierno en las encuestas. Afirmó que Capriles subió 18 puntos porcentuales, pasando de 21,7% a 39, 7%, mientras que Maduro inició en 55,6% y actualmente tiene 34.9%.

La firma Datamática trabajó con una muestra telefónica de 3 mil casos. El estudio nacional se realizó en 18 de los 23 estados. Con una confiabilidad del 95% de acuerdo a la distribución Binomial aproximada a la normal se detallan los errores generales para cada módulo.

ABC ha publicado la semana pasada los resultados de dos encuestadoras oficialistas que mostraban la tendencia en descenso del candidato del gobierno. Datin Cor le daba 8 puntos a favor de Maduro con fecha de inicio de marzo y la GIS XXI de 7 puntos también a su favor.

Datamática sugiere que en Venezuela podría darse un escenario electoral similar al de la última elección presidencial de Colombia, en la que triunfó Juan Manuel Santos, pese a haber tenido un inicio de la campaña proselitista una "gran desventaja".