Se incendia respirador artificial en el Bloom

Estaba instalado en la cuna seis de la Unidad de Cuidados Intermedios También denuncian escasez de algunos antibióticos y de insumos

Un médico camina frente a la Unidad de Cuidados Intermedios del hospital de niños Benjamín Bloom. Foto EDH /archivo

Un ventilador mecánico, aparato que ayuda a respirar, de la Unidad de Cuidados Intermedios del hospital Bloom agarró fuego el sábado anterior, según relatos de trabajadores del establecimiento.

Eran cerca de las 9:00 de la mañana cuando médicos, enfermeras y otros empleados escucharon una explosión e inmediatamente vieron las llamas en el equipo instalado en la cuna seis.

De acuerdo con empleados, comenzaron a apagar el fuego mientras otros comenzaron a darle ventilación manual al paciente. El aparato fue sustituido una media hora después.

"Si en ese momento no hubiese habido médicos ni enfermeras cercas, el paciente hubiese tenido problemas para respirar", comentaron.

Según los testimonios, varios de los aparatos están dañados y para ponerlos en funcionamiento utilizan repuestos de otras máquinas viejas.

Además desde finales de la semana pasada denuncian que se agotaron antibióticos importantes para tratar infecciones, entre ellos la vancomicina, meropenem y piperacilina.

"Cada una o dos semanas se acaban los fármacos", dijo uno de los trabajadores.

Esa afirmación fue secundada por otro empleado. "Por temporadas tenemos y se vuelven a acabar. Ahí estamos viendo a quién nos presta o quién nos dona".

Según las denuncias, además hay problemas con insumos como jeringas de 60 cc para bombas de infusión; el hospital compró algunas. Tampoco hay llaves de tres vías para colocar medicamento, catéteres centrales, entre otros.

El viernes se solicitó una entrevista con las autoridades del hospital para abordar el tema, pero dijeron que se encontraban fuera del hospital. El lunes y ayer se volvió a consultar, pero no hubo respuesta.

Según el informe de Salud (Minsal), entre el 10 y el 4 de marzo, en el Bloom faltaban 60 de 304 tipos de fármacos, es decir, un 19.7 por ciento.