Secciones
×

Síguenos en

Funter: un lugar que va más allá de la rehabilitación

Desde el año 1987, Funter ha ayudado a miles de salvadoreños

Los talleres artísticos son vitales para estimular la imaginación, la creatividad y la socialización. Foto EDH /Omar carbonero
Los talleres artísticos son vitales para estimular la imaginación, la creatividad y la socialización. Foto EDH /Omar carbonero

Por

Ene 24, 2013- 19:00

Asunto del destino o accidentes que ocurren en la vida. Lo cierto es que cientos de salvadoreños se ven en la necesidad de tener un lugar dónde recibir ayuda integral para rehabilitarse tras sufrir de alguna discapacidad.

En el año 1987 nació la Fundación Teletón Pro Rehabilitación (Funter), institución sin fines de lucro que año tras año atiende a unas 13,500 familias salvadoreñas.

Con talleres artísticos, escuelas para padres, terapias físicas, de lenguaje, evaluaciones sicométricas, Funter trabaja para rehabilitar a la población con discapacidad que día a día se enfrenta a duros escenarios que van desde movilizarse y desenvolverse en el hogar hasta abordar el transporte colectivo o un vehículo.

Con tecnología idónea y con protocolos estándares, Funter tiene profesionalidad tanto en el área humana como en su infraestructura y equipos.

Por ejemplo, el denominado “Cuarto sensorial” posee un conjunto de aparatos de estimulación que activa los cinco sentidos de los niños. Todo desde la diversión y la curiosidad. Olores, sonidos, luces, texturas son vitales para conectar el cerebro del infante con el resto de sus miembros.

“Aquí los niños exploran con sus cinco sentidos todo este mundo sensorial. Esto es importante para estimular el cerebro y que este le envíe órdenes al cuerpo. Pueden pararse, hablar, reconocer”, explica la fisioterapista de Funter, Claudia Quezada.

Pero no solo existen áreas de atención médica. También existen ejercicios que nacen desde el arte. Este cumple un doble rol: la inclusión social y el despertar de la creatividad y la imaginación.

También estas áreas sirven mucho para niños que han sufrido retrasos escolares, porque Funter les permite compensar la ausencia de socialización que brinda la dinámica escolar. Por eso las ludotecas son valiosas, porque son inclusivas.

La coordinadora de atención al usuario de Funter, Jenny Chinchilla, clasifica la discapacidad en cuatro aspectos: discapacidad física, sensorial, intelectual y mental. Para Chinchilla, lo anterior realmente son deficiencias, pero estas se vuelven discapacidades cuando entran en relación con el entorno.

“Si un niño está sentado junto a otros, en ese momento no habrá ninguna discapacidad, pero si estos se levantan a jugar al parque y si el otro niño no tiene una silla de ruedas y no tiene accesibilidad, ahí se produce una discapacidad”, explica Chinchilla.

Funter está abierto para todos, asevera Chinchilla. De hecho, ella llegó a la institución hace 10 años mientras pasaba consulta. Está en una silla de ruedas, pero eso no le ha impedido desenvolverse con perfecta solvencia y normalidad en la sociedad, en su universidad y en su lugar de trabajo. Mucho menos en sus quehaceres cotidianos.

Funter cuenta con tres centros en Merliot, San Vicente y Sonsonate. Su sistema de rehabilitación es considerado como uno de los más modernos de Centroamérica. Posee una alianza estratégica con la Organización Internacional de Teletones, lo que permite compartir la información y conocimientos de primer nivel sobre rehabilitación.

En Funter existen talleres en las que se crean prótesis, pero uno de los servicios más demandados, según Chinchilla, son las terapias físicas. Esto no es nada ajeno a la realidad que vive El Salvador, pues los pacientes son el resultado de los accidentes automovilísticos. La violencia también deja huellas, pues también hay usuarios en tratamiento debido a armas de fuego.

Teletón 2013 se realizará el día 1 y 2 de febrero. El lema de esta edición es “Mueve tu corazón”. En 2012 se alcanzó la meta de 1,803,927 dólares. El reto es igualar dicha cantidad más un dólar extra.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios