Secciones
×

Síguenos en

Estrellas del Futuro: Erika Parker

Participó en unos Juegos Codicader como voleibolista, pero descubrió que su gran pasión es el squash... y es de las mejores atletas en esa rama

Foto/ Menly Cortez

Por Raúl Recinos | Twitter: @Raulonlon10

Jul 16, 2017- 19:59

Al ver que su padre, Gustavo Parker, y sus dos hermanos mayores jugaban squash, Erika Parker también se animó a practicarlo.

Primero fue solo por diversión y para tener un deporte que practicar. Pero se dio cuenta de que tenía talento y se enamoró de las raquetas.

Tenía ocho años cuando empezó, ahora tiene 16 y ha pasado la mitad de su vida en las canchas de squash, deporte que la apasiona, el que quiere que sea parte del puente que la lleve a realizar sus estudios universitarios en Estados Unidos.

[Sergio Ramos se incorporó a la concentración del Real Madrid en Los Ángeles]

Etapa de su vida que va empezar hasta el otro año, porque recién en el segundo semestre del 2017 empezará a cursar su último año de escuela en el país. Espera que el deporte la lleve a conseguir una beca y así poder llevar una carrera de economía y finanzas, además de pertenecer a un equipo y seguir cosechando triunfos.

Erika estuvo a inicios de julio compitiendo en Paraguay en el torneo Panamericano juvenil, donde se midió a algunas de las mejores squashistas del continente. No trajo primeros lugares, pero sigue ganando roce internacional para las competencias que se avecinan.

Foto/ Menly Cortez

La historia de esta deportista tiene sus orígenes en su padre, con quien también ya tuvo la oportunidad de hacer pareja en la cancha en un torneo nacional: “Mi papá más que feliz que practicáramos el deporte que él sabe, siempre nos ha apoyado”, reconoce la menor de los Parker.

Pero mientras Erika se dedicaba al squash, también jugó fútbol, baloncesto y voleibol en unos juegos estudiantiles con la Escuela Alemana, donde actualmente estudia. Incluso, participó en unos Juegos Codicader. Pero “siempre preferí el squash, sentía que era un deporte más competitivo, yo podía abrir muchas más puertas y me divertía más”, confiesa.

Recientemente jugó la eliminatoria Sub 19, ya que de su edad no hay muchas competidoras. Ser la mejor a su nivel se lo debe mucho a que desde pequeña le tocaba entrenar con niños, lo que le exigía dar un doble esfuerzo: “Al principio me tocaba jugar contra niños, eso era lo que me hacía entrenar más duro y tenía que dar mucho esfuerzo para estar en su nivel, creo que así fue como iba mejorando”.

Otro de los beneficios que le ha visto al squash es que los unió como familia, ya que pasaban mucho tiempo juntos dentro y fuera de la cancha: “Desde chiquitos nos hemos apoyado mutuamente en los entrenos”, dijo.

Los torneos que se vienen

Erika estuvo a inicios de julio en Paraguay para disputar el torneo Panamericano. El próximo mes está por definir si asistirá al torneo de mayores que será en Argentina. Además, el diciembre será el US Open al que también le apunta. Para iniciar bien el 2018 aspira a participar en el torneo Sudamericano, que sería en Brasil.

Foto/ Menly Cortez

Tags El Salvador Erika Parker Estrellas Del Futuro Squash

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios