Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

¿Qué enfermedades nos transmiten las garrapatas?

Descubre cómo puedes controlar la plaga

La deuda del Gobierno para controlar el funcionamiento de centros de salud animal proviene de un vacío legal en el Código de Salud.

La deuda del Gobierno para controlar el funcionamiento de centros de salud animal proviene de un vacío legal en el Código de Salud. | Foto por elsalv

La deuda del Gobierno para controlar el funcionamiento de centros de salud animal proviene de un vacío legal en el Código de Salud.

Las garrapatas son una clase de arácnidos con tres características que las diferencian de los insectos: su cabeza, tórax y abdomen constituyen una sola región corporal; carecen de antenas y tienen cuatro pares de patas. Algunas son tan pequeñas que son casi invisibles al ojo humano. Suelen aparecer en pastos, hojas acumuladas o arbustos.

Perros y gatos las atrapan principalmente fuera de las casas, directamente del suelo o vegetación; es raro que se transmitan de un animal a otro.

En mayor medida, los gatos padecen menos garrapatas que los perros, lo que puede deberse a que dedican más tiempo a su propia higiene corporal y a que suelen visitar menos las zonas infestadas.

Por otra parte, no es tan frecuente llevar a los gatos de excursión por el campo, pero sí a los perros. Si perros y gatos tienen fácil acceso a zonas infestadas, como  zonas rurales, será fácil y frecuente que atrapen garrapatas, pero si viven en ciudades, lo típico es que las atrapen solo durante salidas al campo.

Los tratamientos más eficaces contra estos animales son los basados en Amitraz, un compuesto que desprende la garrapata de la piel impidiendo que se fije en el animal y le chupe la sangre. 

Estos tratamientos pueden ser aplicados a través de pulverizadores (spry) o collares antigarrapatas. La solución más efectiva es una combinación de ambos: por una lado, el uso de un collar a base de Amitraz, el cual desprende dicha sustancia por todo el animal evitando que las garrapatas queden sujetas a él, que duran de tres a cuatro meses; y por  el otro, están los pulverizadores, que se usan cada 15 días, rociando todo el  animal después del baño.

El Salvador, fértil criadero

El país es bastante propicio como criadero de garrapatas, porque tiene un clima tropical. 
“Prevenir que hayan es muy difícil, pero hay que tratar de no sacar a los perros a lugares muy contaminados o, si los sacamos, llevar protectores; por ejemplo, existen  las pipetas: se colocan sobre el animal y se adhieren a la grasa del cuerpo hasta meterse en los folículos y allí se quedan un mes controlando garrapatas y tres meses controlando pulgas”, recomendó el doctor en Veterinaria Francisco Fuentes Monterrosa, de la veterinaria San Francisco, situada en Antiguo Cuscatlán.

Según él, lo mejor es colocarle la pipeta a los animales durante 4 meses seguidos, porque el primer mes eliminará un 20% de los arácnidos, para el segundo mes habrán sido eliminados un 40%, al tercero, un 80% “y para el cuarto va a pensar que acabó con ellas porque ya no las va a ver, pero siempre quedan remanentes que pueden reaparecer hasta dentro de dos años”, explicó el médico.

De hecho, su ciclo de vida les permite permanecer durante meses y hasta más de dos años sin alimentarse: las garrapatas adultas descienden del animal cuando ya están repletas de sangre para poner sus huevos en la tierra. Pueden colocar entre 3,000 y 4,000. Después de una semana, ya convertidos los huevos en larvas, suben de nuevo al animal para alimentarse y vuelven a descender para mudar a ninfas, las cuales pasan semanas sin alimentarse hasta subir otra vez a otro huésped y alimentarse; al abandonar al animal y caer a tierra se transforman en garrapatas adultas.

De acuerdo con Fuentes Monterrosa, el 80% de las enfermedades de la piel que padecen los perros que le llevan a su consultorio clínico son causadas por garrapatas; y el 60% de estos perros sufren de anemia causadas por las garrapatas.

ENFERMEDADES TRANSMITIDAS POR GARRAPATAS

Ehrlichiosis humana

Ocasionada por tres distintas especies de bacterias (Ehrlichia chaffeensis, Ehrlichia ewingii y Anaplasma), que se contagia a los humanos a través de las picaduras de garrapatas infectadas.

SÍNTOMAS. Son similares a los de la influenza: fiebre, dolor de cabeza, escalofríos, dolor en los músculos y articulaciones, pérdida de apetito, conteo bajo de glóbulos rojos (anemia), conteo bajo de glóbulos blancos (leucopenia), inflamación del hígado (hepatitis), dolor de estómago, tos, confusión y en algunos casos puede haber salpullido.

Usualmente comienzan de 5 a 10 días después de la picadura de la garrapata.

En niños con casos severos de la enfermedad, puede causar daño al cerebro.

Turalemia

Es una infección bacteriana común en roedores salvajes. La bacteria se transmite a los humanos por contacto con tejidos de animales infectados, pero también se puede transmitir por medio de garrapatas, picadura de moscas y mosquitos. Es causada por la bacteria Francisella tularensis

SÍNTOMAS. Escalofríos, irritación de los ojos (conjuntivitis), fiebre, dolor de cabeza, rigidez articular, dolores musculares, mancha roja en la piel que crece hasta formar una llaga (úlcera), dificultad respiratoria, sudoración, pérdida de peso. En algunos casos puede haber complicaciones omplicaciones con neumonía y meningitis.

La tularemia es mortal en alrededor del 5% de los casos no tratados y en menos del 1% de los casos que reciben tratamiento.

Parálisis por garrapata

Pérdida de la función muscular que resulta de una picadura de garrapata, las cuales producen un tóxico que puede causar parálisis en los niños cuando se adhieren a la piel para alimentarse de sangre y es durante este proceso de alimentación que la toxina penetra al torrente sanguíneo.

SÍNTOMAS. La parálisis comienza en la parte inferior del cuerpo y avanza hacia arriba. Es similar a la observada en el síndrome de Guillain-Barre. También puede causar dificultad respiratoria y otros síntomas similares a la gripe, como dolencias musculares y cansancio.

Fiebre maculosa de las montañas rocosas

Es causada por la bacteria Rickettsia rickettsii (R. Rickettsii), que es transportada por garrapatas. Esta bacterias también pueden infectar a las personas que aplastan sin guantes las garrapatas que le han quitado a las mascotas.

SÍNTOMAS. Escalofríos, fiebre, confusión, dolor de cabeza, dolor muscular, erupción cutánea, en las muñecas y en los tobillos como manchas de 1 a 5 milímetros de diámetro, que luego se propagan, diarrea, sensibilidad a la luz, alucinaciones, náuseas, vómitos, sed. Aparecen alrededor de 2 a 14 días después de la picadura.

Babesiosis

Es una enfermedad parasitaria, similar a la malaria, que suele afectar a los animales domésticos, en especial a los perros.

Síntomas. Fiebre alta, escalofríos, sudoración, debilidad, fatiga, dolores articulares y musculares, pérdida del apetito, dolor de cabeza. Puede tornarse grave rápidamente e, incluso, puede provocar la muerte, en especial en personas a las que se les ha extraído el bazo, personas mayores, personas que tienen una enfermedades del hígado o de los riñones.

Enfermedad de Lyme

Es una infección provocada por la bacteria Borrelia Burgdorferi, que suele encontrarse en animales como los ratones y los ciervos. Puede infectar a los seres humanos a través de las picaduras de las garrapatas del género Ixodes (conocidas como garrapatas de pata negra o del ciervo). No todas las picaduras de garrapata provocan la enfermedad de Lyme.

SÍNTOMAS. El primer signo de infección es una erupción o sarpullido que tiene un aspecto de punto circular color rojo, cuyo centro está rodeado de un sarpullido rojo en forma de anillo que se va extendiendo. No suele doler ni picar. Los afectados pueden presentar ganglios linfáticos inflamados, fatiga, dolor de cabeza y molestias musculares.

La enfermedad puede afectar al corazón, provocando un latido cardíaco irregular o dolor torácico. Se puede extender al sistema nervioso, provocando parálisis facial, así como hormigueo o pérdida de sensibilidad en brazos y piernas. Pude provocar dolor de cabeza y rigidez de nuca, lo que pueden ser signos de una meningitis.

Los síntomas de la última fase de la enfermedad de Lyme pueden aparecer en cualquier momento, incluso desde varias semanas y hasta varios años después de la picadura.

Pueden incluir artritis, sobre todo en las rodillas, y lapsus de memoria (este último síntoma ocurre sobre todo en los adultos, siendo muy poco frecuente en niños y jóvenes).

No puedes contagiar la enfermedad de Lyme a otra persona, pero puedes contraerla más de una vez, si te pican sucesivas garrapatas de ciervo.

Anaplasmosis (ehrlichiosis granulocítica humana)

Es causada por bacterias del género Anaplasma, particularmente por Anaplasma phagocytophilum, que es una bacteria intracelular trasmitida a los humanos por la picadura de al menos tres especies de garrapatas (ciervos: Ixodes scapularis, Ixodes pacificus y Dermacentor variabilis), afectando algunos glóbulos blancos.

SÍNTOMAS. Se presentan súbitamente de 7 a 14 días después de la picadura de la garrapata infectada y pueden incluir fiebre, dolores de cabeza, dolores musculares, escalofríos, sudores, náuseas y vómitos. Dado que los síntomas pueden poner en peligro la vida, el tratamiento inmediato es necesario.

Los ancianos y las personas cuyo bazo o sistema inmunológico no estén sanos, son más propensos a desarrollar síntomas graves. La enfermedad provoca alteraciones gastrointestinales en menos de la mitad de los pacientes, y eflorescencia en menos de un 10%. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación