Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Nueva literatura

Libro de salvadoreña es un relato de pasiones escondidas

María Belén Astori habla de “Hotel, relato a puertas cerradas” y ofrece detalles íntimos de su obra. Esta revelación de las letras salvadoreñas busca identificarse con todos por su fuerte carga emocional.

Relatos de hotel

Las revelaciones de este relato hablan de un hotel cinco estrellas.  | Foto por elsalv

Como un libro con personalidad propia, muy variado y para lectores de gustos múltiples, María Belén Astori describió su más reciente obra “Hotel, relato a puertas cerradas”, el que además promete captar a los lectores desde el primer párrafo.

Su nombre lo dice, se trata de relatos cargados de secretismo. Cada personaje tiene algo que contar tras el bastidor, todos revelan un fuerte bagaje psicológico. A lo largo de la lectura se podrán descubrir sentimientos de humor, reflexión y misterio. En general situaciones de la vida real, con las que se puede soñar e imaginar o tal vez identificarse.  

El nombre del hotel queda escondido tras la astucia e imaginación del lector, al que se le hace saber que es un hotel cinco estrellas, con lo cual la persona que lo lea podrá habituar las historias de sus propias experiencias, esa es la idea dice la autora.

Hotel se desarrolla en un entorno sin tiempo preciso, con escenas e historias que nacen desde hace más de 10 años, otras son atemporales pero encajan en las vivencias del día a día de cada lector. Al final todas las historias tienen un factor en común, convergen en las paredes, habitaciones y pasillos de un hotel.

La escritora narra en primera persona y a medida que el  lector se adentra en sus páginas, comienza a enriquecer el encanto, la pasión y la variedad de sus personajes, así como la alternancia en sus propias historias.

De este modo, el lector podrá apreciar momentos de personajes como Aimar y Gonzalo, quienes se ven tentados a amarse de nuevo dentro del hotel, sin poder luchar con la tempestuosa pasión que les embarga. También de la cruenta guerra psicológica entre Ricardo y la historia que envuelve a doña Eugenia y Federico, sin duda un colorido collage de emociones. 

La autora describe de forma dinámica, con un estilo directo y lenguaje fácil, el erotismo sutil predominante en su obra, la cotidianidad de sus personajes y sus bajas pasiones.  El libro toca temas tabú, al menos para algunos como en el capítulo “El Despertar de Julliete”. Astori asegura haber crecido junto a su obra, en ese capítulo se enfrenta a ella misma en un punto, debido a que rompe los esquemas bajo los cuales fue educada, en casa quienes ya han leído el libro, desearon que ella nunca lo hubiera hecho, pero esto no la intimida a continuar soñando y a seguir escribiendo bajo el talento innato que la mueve a contar y compartir historias.  Fue ella misma quien recorrió los pasillos del hotel de su obra y de pronto se vio saturada de personalidades y personajes tan distintos como para dejar volar la imaginación.

Hotel

A lo largo de los 50 capítulos el lector podrá descubrir de todo. Como la historia de Renata y Santiago, dos de los personajes que más dejan entrever el reto de enfrentarse bajo sus propias razones en un inexplicable abismo, desconocido para ambos.

Astori sostiene que su libro no tiene un eco social como tal, ni es para educar ni servirá de auto ayuda, son más bien narraciones que describen instantes simples pero impresionantes. 

“Hotel, relato a puertas cerradas” le dejó un buen sabor de boca. “Para mí, escribir es una satisfacción que te dobla, te levanta y te conforta”, dijo. Ahora cabe la posibilidad de publicarlo en físico para los amantes de la lectura en papel, ya que solo está disponible en www.elsalvadorbooks.com y Amazon.   

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación