Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

7 espectaculares montañas y volcanes en El Salvador

Un recorrido por las bellezas del “Pulgarcito de América” es lo que se ofrece con estos destinos, en donde se puede vivir un turismo lleno de naturaleza

Montecristo, la primera área protegida declarada en El Salvador

Muchas veces, los salvadoreños no nos damos cuenta de lo que tenemos hasta alguien de fuera lo menciona con asombro. Esto, lo podemos comprobar con los comentarios de nuestra comunidad de salvadoreños en las redes sociales de elsalvador.com

Solo hace falta apartarse por un momento del día a día y apreciar las impresionantes montañas y volcanes que adornan el Pulgarcito de América.

Y si a lo dicho le sumamos un buen fotógrafo, mucho mejor. “Lo hago (las fotos) porque creo en el país, creo que hay un enorme potencial en todo sentido”, asegura Gerardo Grassl, fotógrafo salvadoreño.

"Mi idea es que en vez de que la gente vea hacia afuera, se detenga un momento y vea hacia adentro apreciando nuestro país, inspirando a cuidarlo", concluye Grassl.

A continuación, te presentamos una muestra de la belleza natural que se puede apreciar en el territorio nacional: 

1. La Palma, en Chalatenango, es un sitio que se caracteriza por su clima agradable

Las montañas con pinares caracterizan este municipio de Chalatenango, en donde el clima fresco está presente en cualquier temporada. Recorridos por los diferentes talleres artesanales y paseos por las montañas forman parte de paquetes turísticos, tanto individuales como en grupo, que se ofertan. Los senderos serpenteados en el bosque permiten caminar e ir al encuentro de la naturaleza.  

2. Un vistazo al volcán de San Salvador

En el Parque Nacional El Boquerón, restaurantes, cafés y miradores son algunas de las opciones turísticas que ofrece el coloso. Ubicado a pocos kilómetros de la capital salvadoreña, el recinto natural cuenta con un bosque húmedo subtropical y llega a una temperatura mínima 4.5 grados centígrados en los primeros meses del año.

3. Volcán Ilamatepec, en Santa Ana

Es considerado como el volcán principal del Complejo Volcánico de Santa Ana y el más alto del país. Es perfecto para practicar ecoturismo. Aquí se puede disfrutar de una variedad de escenarios naturales y su diversidad biológica.

4. Volcán de Izalco (junto al Cerro Verde y al volcán Ilamatepec)

Conocido como el “Faro del Pacífico” es ideal para excursiones, debido al reto que supone poderlo escalar hasta su cráter. Con una altura de 1,830 m., el trayecto dura alrededor de dos horas. La mayoría de caminatas salen desde el Parque Natural Cerro Verde, en donde los que son menos aventureros pueden disfrutar de las bellezas naturales en sus senderos.

5. La cadena montañosa y volcánica del Oriente

El Chichontepec (San Vicente), el Chaparrastique (San Miguel) y el Conchagua (La Unión) son solo algunos de los colosos que se imponen en la zona oriental del país. Debido al tamaño de estos tres volcanes, estos se convierten en los preferidos por los amantes del ecoturismo y del senderismo, ya que representan un reto. El disfrute de la flora y la fauna de la región contribuyen a una experiencia inolvidable.

6. La Puerta del Diablo, un lugar que ofrece vistas únicas para los turistas

Tres peñascos forman el Cerro Chulo, conocido popularmente como Puerta del Diablo. En él encontrará múltiples actividades recreativas, desde juegos mecánicos, canopy, rappel y senderos que le llevarán hasta el punto más alto de estos peñascos. Este destino se ubica en el municipio de Panchimalco.

7. Montecristo 

El Parque Nacional Montecristo, ubicado en Metapán, es uno de los bosques más bellos del país. Su punto más alto es conocido como “El Trifinio”, debido a que allí convergen las fronteras de El Salvador, Guatemala y Honduras. Cuenta con zonas para acampar, mesas para “picnic” y cabañas familiares.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación