Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Salud

Errores para bajar de peso

Un mundo de mitos y desaciertos rodea los métodos para adelgazar. La nutrióloga mexicana Rocío Medina explica cuáles son los más frecuentes y cómo evitarlos.

Dieta

Las dietas restrictivas y a corto plazo no son indicadas para tu cuerpo.  | Foto por EDH

Dieta

Existen un sinfín de mitos y errores alrededor de las dietas. Médicos especialistas y nutricionistas luchan por la difusión de la información más adecuada, sin embargo se enfrentan a la desinformación constante entorno a la nutrición, los regímenes para bajar de peso, y sobre todo, el cuidado de la salud integral.

La dieta de “la luna”, de “la naranja” o del “semáforo” son solo algunas propuestas en sitios virtuales. Las propuestas que se exponen en estas páginas web no siempre surgen de un especialistas o son supervisadas por uno. Ante un panorama complejo, la nutrióloga mexicana Rocío Medina indica algunos errores comunes a la hora de iniciar una dieta para bajar de peso.

“Los expertos de la salud también nos hemos perdimos pensando que el peso era lo que importaba cuando en realidad no es cómo nos veamos, sino cómo realmente estás de salud. Ahora hablamos de salud holística: salud física, un cerebro sano, salud emocional, es un todo”, afirmó. 
Para evitar desaciertos durante las dietas, que conlleva resultados poco positivos, la nutricionista señala tres errores más frecuentes y que no debes pasar por alto. 

Obsesión por la báscula:

Según la doctora y especialista en nutrición hay una constante fijación en el peso. Con frecuencia las personas que se someten a una dieta están consultando su peso con extrema asiduidad. Único resultado: frustración. Para Medina, la comida y el peso, muchas veces, tiene un factor emocional. “Cuando hay un cambio hormonal se te antoja comerte el mundo. Es una cuestión fisiológica. Uno tiene que aprender a controlar todos esos impulsos. Hay que tener mucha fuerza de voluntad y todos las tenemos”, indicó esta catedrática de la Universidad de Monterrey. Una de las recomendaciones para consultar el peso sin entrar en un modo de desilusión es fijarse un plazo: cada tres meses, por ejemplo. De esta forma, se verán resultados más concretos.  Medina agregó que “la gente se frustra cuando no ve resultados inmediatos pero los cambios son internos y paulatinos”. La paciencia y constancia serán claves si inicia una dieta.  

Eliminar grasas y carbohidratos: 

El balance es fundamental en una dieta. La doctora mexicana está segura que ningún alimento puede descartarse por completo y es muy común que los carbohidratos (arroz, papas, cereales, pan) y las grasas (mantequilla, queso, leche entera y carnes grasosas) sean mal vistas durante las dietas. “Considero erróneas las dietas restrictivas, aquellas que te dicen: cero carbohidratos o cero grasas”, aseveró. Medina explicó que una dieta que tiene menos de 800 calorías debe ser monitoreada por un médico especialista. Lo mejor es consumir muchas vitaminas y minerales que se encuentran en frutas y verduras y carnes blancas preparadas a la plancha.

Hacer dietas erradas: 

Más de 27 millones de resultados surgen en la web cuando se desea investigar sobre dietas, sin embargo, las propuestas que se exponen no siempre surgen de un especialistas o son supervisadas por uno. La “dieta de la naranja”, “el semáforo” o “la luna” son supuestas dietas efectivas pero, en realidad, son una alarma latente. Ante un panorama complejo, la nutrióloga señaló que “las personas no pueden autorecomendarse una dieta porque terminas descomponiendo tu mismo organismo”. Siempre será idóneo que un especialista supervise su régimen alimenticio. Esta persona experta será la que sugiera, de forma integral, qué es lo más indicado para su cuerpo.  

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación