Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper
Marcas XL

¿Por qué comes pavo en Navidad? Conoce la tradición

Seguro te has hecho esta pregunta en alguna ocasión. Te contamos de dónde proviene esta tradición

¿Por qué comes pavo en Navidad?

La tradición de servir pavo en tu mesa en Nochebuena tiene sus orígenes en Estados Unidos y, aunque no todos en El Salvador lo comen para las fiestas de fin de año, cada vez más  comercios y supermercados organizan promociones con el ave como centro de la atención.

El hecho de servir pavo en la mesa junto a familiares y amigos en Navidad está profundamente ligado con otra tradición popular norteamericana: el Día de Acción de Gracias, explica el medio de comunicación estadounidense Slate.

Según cuenta la tradición, los estadounidenses siempre han preferido preparar alimentos que abunden para muchos invitados y el pavo cumple dicha función. Además, fue hasta el siglo XIX, que la comercialización de carne de res no era tan accesible.

Ya se consumía otros alimentos, por ejemplo, el jamón y el cerdo sin embargo no eran considerados para celebraciones importantes.

Del resto de aves de gran tamaño, el pavo era perfecto. Durante la primavera, los pavos que nacían se alimentaban y llegaban a pesar 10 libras para la fiesta de Acción de Gracias. Además, el ave resultaba barato en comparación a otro tipo de carne.

En 1863, cuando el presidente de Estados Unidos, Abraham Lincoln, declaró el Día de Acción de Gracias fiesta nacional, ya muchos estadounidenses consumían el ave para esa fecha; aunque no se tratara de una fiesta oficial.

Por la cercanía de ambas celebraciones (Día de Acción de Gracias con Navidad), muchos empezaron a ver el pavo como un platillo exclusivo para las ocasiones especiales. Ya en 1843, Charles Dickens lo incluía en su obra “The Christmas Carol”, un libro leído por millones de estadounidenses.

Ahora ya conoces de donde proviene la tradición. ¡Que disfrutes tu cena navideña!

Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación