Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Trabaje desde cualquier parte en la nueva era digital

La productividad ya no se limita a las oficinas, gracias a los avances tecnológicos

La modalidad de los trabajos de casa representa una ventaja para el empleado y la empresa. Foto EDH

La modalidad de los trabajos de casa representa una ventaja para el empleado y la empresa. Foto EDH

La modalidad de los trabajos de casa representa una ventaja para el empleado y la empresa. Foto EDH

El Internet y las nuevas tecnologías permiten que cada vez sea más prescindible estar en una oficina, pues los profesionales pueden estar conectados las 24 horas, ya sea a través de las redes sociales, correo electrónico, con un smartphone o en sus tablets.

El estadounidense Joe Stumpf trabaja con Microsoft El Salvador desde hace cinco años, para él hacerlo desde casa es igual de productivo como si estuviera en una oficina.

Su labor consiste en controlar el flujo de la organización, desde el desarrollo del producto hasta marketing, finanzas y ventas, pero todo lo realiza desde la comodidad de su hogar en la playa.

Su día comienza con los primeros rayos del sol, surfea por dos horas y luego dedica parte de su tiempo a concretar, ejecutar, programar y vender estrategias de negocios de Microsoft.

"Trabajo en mi casa, no necesito estar en una oficina para hacerlo, y produzco igual como si estuviera en una", reflexiona.

Para Joe, la nueva era digital permite desarrollar una nueva movilidad de trabajo, donde los empleados puedan mejorar su productividad en un entorno flexible y móvil.

"Los avances en Internet, la creación de nuevos dispositivos y programas me han facilitado que mi trabajo lo realice en cualquier parte del mundo, y desempeño las mismas tareas de cualquier ejecutivo. Mi experiencia con Microsoft me ofrece un modelo flexible, dándome la opción de hacerlo desde la oficina o desde mi casa, y gracias al uso de la tecnología puedo incrementar mi productividad y equilibrar mi vida personal y profesional", enfatiza.

Mejor desde casa

Según un estudio realizado por Vanson Bourne para Microsoft en 15 países europeos a 1,500 personas, un 76 % de los empleados que tienen una mayor flexibilidad laboral consideran que son más productivos cuando trabajan desde casa.

El 52 % cree que esta flexibilidad les hace más productivos, ya que les facilita ajustar su horario laboral a sus compromisos personales.

De este estudio se desprende que son las pequeñas empresas (con menos de 50 trabajadores) las que atienden en mayor medida las demandas de tener una mayor flexibilidad a la hora de decidir cuándo, dónde y cómo laborar. Concretamente, la cuarta parte de los empleados de las Pymes regularmente trabajan fuera de la oficina, mientras que esa cifra desciende hasta el 9 % en las plantillas de las grandes compañías (con más de 500 empleados).

Con esta modalidad una empresa puede obtener importantes beneficios en cuantos a costes, además de fomentar el compromiso del empleado con la empresa y reducir la rotación laboral.

El estudio de Vanson Bourne también se centra en la satisfacción y la felicidad del trabajador, y de sus resultados se desprende que el 73 % de los empleados en Europa piensan que sus vidas podrían mejorar si pudieran trabajaran con mayor flexibilidad. Tanto es así que cuatro de cada 10 encuestados apuntan que la opción del trabajo flexible podría incluso influir en su decisión de aceptar un nuevo empleo.

"Hemos comprobado que si el trabajador cuenta con flexibilidad laboral, no sólo se responsabiliza en mayor medida de su cometido, sino que se genera un clima de confianza que repercute positivamente en su satisfacción", asegura María Garaña, presidente de Microsoft Ibérica.

Ahorro de tiempo y dinero

Para Joe, al trabajar desde cualquier parte, la empresa puede obtener importantes beneficios en cuanto a costes, porque se ahorra en transporte, gasolina y tiempo.

"Yo no tengo por qué salir de mi casa para producir, con esto me ahorro gasolina, dinero de transporte, y el tiempo lo puedo duplicar, porque si me tardo una hora en llegar a la oficina esa hora la puedo trabajar desde mi casa", sostiene.

La empresa también ahorraría dice Joe, porque fomenta el compromiso del empleado con la empresa y reduce la rotación laboral.

Además posibilita que el medio ambiente sea uno de los grandes beneficiados de estas medidas, al evitarse los desplazamientos y reducirse, por tanto, la emisión de gases.

Mejora también la disponibilidad de tiempo libre y la opción de organizar las tareas, reduce el estrés laboral y aumenta la productividad.

En el caso de las personas con alguna discapacidad física, la opción de trabajo remoto supone importantes ventajas al eliminar la necesidad de un buen número de desplazamientos.

Pero la clave del éxito en la implantación de esta nueva modalidad consiste en el uso de herramientas de las nuevas tecnologías, que permiten que el empleado produzca casi igual o mejor como si estuviera en una oficina.

"Las herramientas de Microsoft me permite trabajar con conexión o sin conexión por ejemplo, cuando tengo que revisar o crear un documento, todos los documentos a necesitar están en la Nube, me respalda una copia, donde puedo revisar o editar el archivo y todos se sincroniza y no solo los cambios que hago, si no también los cambios que otros hacen", dice.

También es importante contar con tecnología de comunicaciones unificadas como Skype Business, que facilita la conexión permanente vía mensajería instantánea, videochat, etc.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación