Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El Salvador, líder regional en radiocirugía

La experiencia en tratamientos de radioterapia y radiocirugía lo han hecho pionero en esa materia

El bisturí de rayos Gamma que posee el CIC es único en el continente. foto cortesía

El bisturí de rayos Gamma que posee el CIC es único en el continente. foto cortesía

El bisturí de rayos Gamma que posee el CIC es único en el continente. foto cortesía

El Salvador se ha consolidado como referente y líder de la región centroamericana en tratamientos de radioterapia y radiocirugía cerebral y de cuerpo completo, según la experiencia del Centro Internacional de Cáncer (CIC), del Hospital de Diagnóstico.

De acuerdo con el doctor Eduardo Lovo, director del CIC, "El Salvador ha avanzado rápidamente y se ha convertido en un punto de referencia en procedimientos médicos de alta complejidad en la región, además se cuenta con tecnología de última generación para tratamientos de radiocirugía".

También agregó que la experiencia que se ha alcanzado les abre las puertas para que más pacientes nacionales y extranjeros confíen en su capacidad técnica, profesional y tecnológica.

Esto mismo permite que la institución cuente con un programa permanente de capacitaciones dirigido a profesionales, que, de acuerdo con Lovo, es el primero que se ofrece en Latinoamérica.

"Creo que, como país, esto manda una señal fortísima de que no todo son malas noticias y que El Salvador puede ser pionero en un campo tan difícil como el cáncer y el manejo de tumores cerebrales", señaló Lovo.

En ese marco recientemente se desarrolló en el país el primer Taller Internacional de Radiocirugía Avanzada con el Bisturí de Rayos Gamma Rotatorios, Infini ™. Este contó con la presencia de especialistas de Colombia, Chile, Nicaragua, Costa Rica, Guatemala, EE. UU. y El Salvador, con el objetivo de actualizarse en los avances en radiocirugía cerebral de alta precisión.

Sobre el taller

Para el doctor Enrique Vega, neurocirujano nicaragüense del hospital Metropolitano Vivian Pellas, y quien participó del taller, "El Salvador tiene un buen nivel, sobre todo en el aspecto radioterapéutico, es la vanguardia a nivel centroamericano. Entonces es una opción para regionalizar este tipo de tratamientos que son de tecnologías altamente costosas que nuestros países no pueden cubrir".

A juicio de Vega, el taller fue de los más importantes porque se trató de un grupo reducido de participantes y se contó con una parte práctica en la que aprendieron a usar el software del aparato.

"En mi país el desarrollo de la radiocirugía no está ni en pañales, no existe nada, solo equipo de radioterapia convencional antigua de cobalto, que eso ya no lo uso, es obsoleta. Pero la tecnología que existe en El Salvador es importante, porque si bien no la tenemos en nuestro país, al menos tenemos una idea mayor de qué se trata y tenemos la posibilidad de venir con nuestros pacientes y poder intervenir", dijo Vega.

Por su parte, el neurocirujano costarricense José Pérez Berríos, del Hospital Clínica Bíblica y el Seguro Social en el hospital San Juan de Dios, expresó que "El Salvador es pionero en la materia con esta tecnología de punta a nivel centroamericano. En mi país hay radioterapia, pero convencional en algún par de centros privados y en el Seguro Social, pero no radiocirugía. Ese es otro concepto".

Según el doctor Lovo, el CIC está capacitando profesionales desde 2011, ya que cuentan con cursos de actividad continua por los que probablemente han pasado unas 400 personas a lo largo de estos cuatro años. En algunos cursos especializados incluso se han tenido participantes de Malasia.

"Para el país esto representa la esperanza de que nos tenemos que poner a trabajar para construir una mejor sociedad, que, a pesar de las cosas malas, definitivamente tiene que haber cosas buenas y que como salvadoreños podemos hacer cosas al nivel más alto que hay en el mundo", expresó el director del CIC.

Grandes esfuerzos

Para conseguir tal nivel de especialización, Lovo explica que se han invertido cantidades de recursos económicos que son enormes comparadas con las que El Salvador está acostumbrado a destinar en salud. Por otro lado, hay una enorme cantidad de personas que trabajan en el Centro, desde personal administrativo hasta médicos, técnicos y radiólogos, entre otros, todos altamente capacitados.

"Es un pequeño ejército de gente que tiene el compromiso de ofrecer el mejor tratamiento para el paciente", dijo Lovo.

El bisturí de rayos Gamma, sobre el que se ofreció el taller, es el único que existe en el continente. "El Salvador fue el primero y ahora van a instalar uno en Nueva Orleans, para el cual probablemente serviremos de capacitadores. Creo que históricamente, por primera vez, vendrán norteamericanos al país a entrenarse", aclaró el neurocirujano. Este aparato permite entregar altas dosis de radiación con una precisión sin precedentes, preservando todas las estructuras de tejido sano aledañas al área tratada. Combina un avanzado software de planeación con una patentada tecnología de enfoque giratorio, haciéndolo más versátil y de fácil uso para los especialistas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación