Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

¿Cuál es la mejor edad para casarse si se quiere evitar el divorcio? Descúbrelo

Un nuevo estudio de la Universidad de Utah derriba la vieja teoría de que cuanto más se espera para casarse, menos probable es el divorcio

¿Cuál es la mejor edad para casarse si se quiere evitar el divorcio?

Nicolas Wolfinger, un profesor de la Universidad de Utah, analizó datos compilados entre 2006 y 2010 y concluyó que los que se casaban con casi treinta años eran menos propensos a divorciarse que los que esperaban hasta pasar los treinta.

“Por eso, hasta poco más de treinta años de edad, hay menos probabilidades de terminar en divorcio, pero si se espera algunos años más, la probabilidad aumenta”, declaró Wolfinger a KSL. “Es como la apodó Jordan Weissman de la revista Slate, ‘la Teoría del Casamiento de Ricitos de Oro’: ni muy vieja, ni muy joven, exactamente en el medio”.

Las conclusiones implicaron un gran cambio para Wolfinger, que primero informó los resultados en una publicación de blog para el Institute for Family Studies. “Fue una gran sorpresa”, declaró el profesor a KSL. “Nadie había mostrado eso antes. Parece ser algo que se desarrolló en los últimos veinte años”.

Si bien el estudio identifica una nueva tendencia, no queda claro por qué la tasa de divorcios vuelve a aumentar a partir de los 32 años, pero Wolfinger ofreció algunas teorías. “El tipo de gente que espera hasta los treinta para casarse podría ser no estar predispuesto a tener un buen matrimonio”, escribió el profesor.

“Por lo tanto, esas personas posponen el casamiento, muchas veces porque no pueden encontrar a nadie que desee casarse con ellas”. Según estadísticas recientes, el promedio de edad para casarse en EE.UU. es de 29 años entre los hombres y 27 para las mujeres.

Utah tiene los promedios más bajos del país, con 26 años para los hombres y 24 para las mujeres. Ninguno de los factores más comunes, entre ellos la raza, la religión y el nivel de formación, tuvieron impacto significativo sobre las conclusiones del estudio de la Universidad de Utah, afirmó Wolfinger.

"La asistencia regular a la iglesia reduce las probabilidades de divorciarse, por eso Utah tiene una de las tasas de divorcio más bajas del país”, declaró el científico a KSL. “Pero esta (nueva tasa de divorcio) se mantiene igual yendo a la iglesia o no”.

No obstante, Wolfinger sostiene que independientemente de la edad, el riesgo de divorcio baja si los cónyuges cuentan con estudios universitarios completos y hacen cosas que bajan las tasas de divorcio de manera comprobada, como ir regularmente a la iglesia.

El nuevo estudio refuerza otro de 2014 que descubrió un aumento vertiginoso de la tasa de divorcio entre personas con cuarenta años de edad o más y una tasa abruptamente más baja para adolescentes y jóvenes con poco más de veinte años. Aquel estudio sugirió que muchos de los divorcios en gente de mayor edad son de segundos o terceros matrimonios, que son mucho más propensos a terminar con un divorcio.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación