Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Traslado de reos cambia mapa carcelario nacional

Cojutepeque está en la lista de traslados pero Penales enfrenta problemas de espacio

Traslado de reos cambia mapa carcelario nacional

Traslado de reos cambia mapa carcelario nacional

Traslado de reos cambia mapa carcelario nacional

El cambio de reos entre penitenciarías redefine poco a poco el mapa carcelario nacional, en una medida que las autoridades han justificado para cortar los lazos entre delincuentes presos y los que viven en sectores aledaños a las prisiones, pero que también está acabando con la segregación de reclusos por pandillas.

Las autoridades señalan que también se pretende evitar que pandilleros hagan visitas masivas a los que están presos, pues es una de las maneras en que transmiten las instrucciones para que las clicas de barrios y colonias cometan hechos delictivos, como extorsiones y asesinatos.

Hasta antes del traslado masivo emprendido por las autoridades, el 21 de abril, el único presidio donde había integrantes de la MS y de la 18 era el de máxima seguridad en Zacatecoluca, La Paz, conocido como Zacatraz.

Pero esa fecha se cambió la "exclusividad" en otras dos cárceles. Enviaron a Izalco, donde hay mareros de la 18, a 650 pandilleros de la MS que estaban presos en San Francisco Gotera, Morazán.

Mientras que de Izalco trasladaron a 188 al presidio de Quezaltepeque, en La Libertad, y sacaron a 1,177 con rumbo al de Gotera.

Con esta movilización, también se convierten en penales "mixtos" los de Izalco y San Francisco Gotera.

Este último está situado en la comunidad Vista Hermosa, que es asediada por la MS. Y los reos que llegaron son de la 18. Por el contrario, la cárcel izalqueña está rodeada por una comunidad donde se han asentado pandilleros de la 18 y los trasladados son rivales.

Es así como las autoridades de seguridad pretenden cortar el flujo de comunicación entre pandilleros encarcelados y los del exterior.

La capacidad del penal de Izalco, según datos oficiales, es para 2 mil 880 internos bajo regímenes especiales y de mediana peligrosidad.

Así han sido catalogados los convictos de la MS que el pasado viernes llevaron desde Chalatenango y Ciudad Barrios, bajo un fuerte dispositivo de seguridad a cargo de grupos especializados de la Policía Nacional Civil.

Personal de la Dirección de Centros Penales que participó en la movilización del viernes, desde Chalatenango y Ciudad Barrios, aseguró que con los traslados se desarticuló una red de comunicación y planes de una gran parte de la MS que operaba desde ambas prisiones. No ofrecieron detalles de esos planes.

El jueves 16 de abril hubo otro movimiento, pero no fue masivo. Los reos fueron sacados de diferentes cárceles y tuvieron como destino común la de Máxima Seguridad.

Hacia el mismo lugar

A este lugar llegaron presos desde Ciudad Barrios, San Francisco Gotera, Chalatenango, Cojutepeque, Izalco y Quezaltepeque, informó la Dirección de Centros Penales. Fue un total de 31 reos, de los cuales 22 son parte de la pandilla MS y el resto, de la 18, detalló Centros Penales.

Este grupo de delincuentes es el que aún gozaba de los beneficios por la tregua entre las estructuras delincuenciales, durante el periodo del expresidente Mauricio Funes.

Centros Penales explicó en un comunicado que el traslado de los 31 pandilleros se debió a que, según "las investigaciones realizadas por las instituciones respectivas, estos privados de libertad han tenido incidencia en los recientes ataques a las diferentes instituciones del Estado".

Insistió, asimismo, en que como parte del proceso de clasificación que realiza, figuran entre los de mayor peligrosidad y cita que esos pandilleros cumplen penas por delitos como homicidio, secuestro, robo, amenazas, extorsión y agrupaciones ilícitas.

El director de Centros Penales, Ródil Hernández, declaró que "vamos a romper estructuras que aún existen y siguen atentando contra la sociedad".

El Fiscal General, Luis Martínez, ha demandado la destitución de Hernández por la inefectividad de Centros Penales para frenar el ingreso de objetos ilícitos y hasta armas a los presidios. Pero Hernández asegura que "estamos haciendo nuestra parte como Centros Penales, una parte muy delicada", contra el hampa en las cárceles.

Estudian nuevos cambios

A pesar de que el 16 de abril enviaron a Zacatraz a seis pandilleros que estaban recluidos en Cojutepeque, el penal de esta ciudad es uno de los que ha sido "poco tocados", consideran las fuentes penitenciarias.

Los traslados desde este lugar han sido más bien selectivos. Así, el 19 de febrero sacaron de esa cárcel a Carlos Mojica Lechuga, "Viejo Lin", cabecilla de la pandilla 18, y lo llevaron a Zacatraz. Está condenado a 40 años de prisión por el delito de homicidio.

También movieron a José Heriberto Henríquez, conocido por el alias de "Eddie Boy".

Ambos fueron parte de los 14 pandilleros más peligrosos de El Salvador llevados hacia el penal de máxima seguridad en Zacatecoluca.

En esa oportunidad, el ministro de Justicia y Seguridad, Benito Lara, afirmó que los traslados se realizaron con base en la ley y tomando en cuenta las evaluaciones del Consejo Criminológico.

Cojutepeque está en la lista de los penales donde habrá traslados de internos.

Pero antes de afinar los detalles del procedimiento y fijar la fecha, las autoridades de Centros Penales deben resolver el problema de a dónde llevarán a los reclusos.

Aseguraron que los movimientos realizados dan algún alivio del hacinamiento que enfrentan en general, pero que aún no permite la movilización desde y hacia Cojutepeque.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación