Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Sin pistas de homicidas de joven por robo

Le dispararon tras despojarlo de su auto

Los delincuentes, después de causarle una herida de bala en el pecho, se lo llevaron hacia las cercanías del primer redondel Integración del Anillo Periférico y allí lo abandonaron. Foto EDH

Los delincuentes, después de causarle una herida de bala en el pecho, se lo llevaron hacia las cercanías del primer redondel Integración del Anillo Periférico y allí lo...

Los delincuentes, después de causarle una herida de bala en el pecho, se lo llevaron hacia las cercanías del primer redondel Integración del Anillo Periférico y allí lo abandonaron. Foto EDH

Profunda indignación y consternación ha causado en la población el homicidio del joven Marco Javier V., de 17 años, a quien varios criminales le dispararon tras robarle su vehículo y despojarlo de sus pertenencias la madrugada del sábado en las afueras de San Salvador.

El joven, que se graduaría en unos meses de bachiller de un colegio bilingüe, recibió un balazo en el pecho y fue abandonado moribundo, según la Policía.

Fuentes de la Fiscalía explicaron que en los próximos días realizarán pesquisas y llamarán a varias personas que lo vieron esa noche por última vez, antes de que fuera llevado por la fuerza y herido de gravedad a dar varias vueltas en las vecindades de un redondel sobre la calle El Mirador, de la colonia Escalón.

La Policía no ha podido localizar el pick up que le fue robado a la víctima.

Un investigador de la Policía explicó que todavía no cuentan con pistas que los puedan conducir hasta los asesinos, pero no descartan que pueda tratarse de pandilleros que operan en la zona norte de San Salvador.

Caso similar

Hace pocos días, a una pareja de jóvenes la raptaron en el mismo vehículo donde se conducía y se la llevaron hasta las cercanías del primer redondel del Anillo Periférico, en la jurisdicción de Apopa. Además de despojarlos de sus zapatos, vestimenta y de sus prendas personales, se llevaron el auto y a ellos los abandonaron después.

Las dos víctimas no tuvieron otra alternativa que caminar por varios minutos sobre la carretera hasta que se encontraron con una patrulla.

No se descarta que los delincuentes sean los mismos que le causaron la muerte al muchacho en esta oportunidad.

Los restos del joven fueron sepultados ayer por la tarde en un cementerio privado, ante la presencia de numerosos familiares, amigos y compañeros de estudios.

Repudio por asesinato

Amigos de la familia doliente han expresado su pesar y consternación por el asesinato de Marco Javier.

Fernando Poma, un amigo cercano a la familia, al lamentar la muerte del joven, dijo a El Diario de Hoy que "no debe haber dolor más profundo para un buen padre que perder a su único hijo a manos de delincuentes que no se satisficieron de robarle sus pertenencias, sino que también optaron por robarle su vida".

Agregó que "en países desarrollados, criminales pagan por sus crímenes; y en casos similares a este, como mínimo, con sentencias de cadena perpetua. En nuestro país, estos casos me hacen recordar que aquí, los que no tenemos derechos humanos somos los ciudadanos inocentes".

"Necesitamos que existan sistemas que garanticen una verdadera justicia, y esto, en muchos y diferentes contextos. Sin seguridad no hay oportunidades. Sin seguridad no hay libertad", recalcó Fernando Poma.

La muerte del adolescente también despertó comentarios de indignación entre los usuarios de las redes sociales. Sara C. señaló en su cuenta de Facebook: "Se rompe mi corazón por esta familia a la que le arrebataron a su hijo cobardemente. Se rompe mi corazón por tantas familias, por este país que se desangra. Dios mío dales consuelo y ten misericordia de El Salvador".

Otra usuaria escribió: "Lo mismo siento... qué desamparo... a este niño lo conozco desde que era un bebé... Me duele el corazón".

Nora R. fue más allá y pidió hacer algo para contrarrestar: "Hay que hacer algo. Organicemos una marcha, porque ya basta; no se cómo se hace, pero algo hay que hacer ya".

Salvador S. sostuvo que "todos estos crímenes son horrendos, pero impacta y duele mucho más cuando la víctima es un cipote que recién empieza a vivir. Nadie está a salvo en ningún lugar a ninguna hora del día. Pudo haber sido el hijo o nieto de cualquiera de nosotros".

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación