Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Siguen protestas en PNC por reformas salariales

Demandan 200 dólares de aumento salarial y $100 de bono de alimentación

Agentes piden al Gobierno aumento salarial y otras prestaciones para los agentes de la escala básica. Foto EDH / Marvin Recinos

Agentes piden al Gobierno aumento salarial y otras prestaciones para los agentes de la escala básica. Foto EDH / Marvin Recinos

Agentes piden al Gobierno aumento salarial y otras prestaciones para los agentes de la escala básica. Foto EDH / Marvin Recinos

Empleados policiales se concentraron ayer frente al edificio de la Subdirección de Administración y Finanzas de la Policía para exigir $200 de incremento salarial y $100 en más de bono de alimentación.

La protesta duró 40 minutos, aproximadamente, y participaron unos 100 agentes y empleados del área administrativa y operativa.

Los manifestantes aseguran que tienen ocho años de no recibir aumentos salariales.

La semana pasada El Diario de Hoy publicó las reformas salariales que se han realizado en los niveles ejecutivo y superior, lo que provocó descontento en el personal básico.

"Después de esa fecha (de la publicación) no hemos recibido ningún incentivo para el personal policial de la escala básica y administrativa", afirmó un agente policial.

Esta es la segunda vez que agentes policiales salen a protestar por mejores condiciones de remuneración.

En redes sociales, otros agentes aseguraron que se sumarán hoy a las protestas.

Los agentes cuestionan que al interior de la institución no hay políticas internas para mejorar las condiciones del policía y de su familia.

"Sabemos que esta es una tarea sacrificada y de compromiso social, pero la misma requiere de una remuneración", agregó el agente.

Los manifestantes aclararon que el régimen de disponibilidad (servicio exclusivo) no es gratis, porque el agente debe trabajar entre 16 y 18 horas por día para recibir al mes 100 dólares adicionales.

Con este incentivo, los agentes se quejan de que no alcanzan a sufragar los costos de habitación, alimentación y aseo de sus uniformes que necesitan por ese régimen.

Un agente debe pasar seis días seguidos en una unidad policial en condiciones infrahumanas, durmiendo en el suelo por falta de camas o colchonetas, hacinamiento, insalubridad y otras carencias sufridas por años, aseguró otro agente inconforme.

"De no prestarle atención, esta situación se puede volver una bomba de tiempo, porque el personal sí puede tolerar, pero puede haber una ruptura e inflexión y ya no habrá retroceso, lo cual sería perjudicial para el país, la democracia, la sociedad", advirtieron.

Los agentes no descartan endurecer sus acciones con el apoyo de sus familiares, quienes saldrían a las calles a manifestarse por ellos.

Un comisionado reiteró el derecho a pedir mejoras: "Este es un país democrático y no están violentando ninguna normativa".

Un grupo de policías, agrupados en el "movimiento de defensa policial", expresó su inconformidad por las reformas salariales que realizaron las autoridades.

En el documento, los agentes advierten que hay muchos jefes que desempeñan labores administrativas y que ganarán cerca de $3 mil.

"Denunciamos que esta mal llamada nivelación salarial se ha hecho con la intención de favorecer todas aquellas contrataciones y cargos de confianza en el área administrativa. No puede ser posible que una persona que trabaja ocho horas y sin muchas responsabilidades gane más que un policía de nivel ejecutivo y básico que anda en la calle combatiendo a la delincuencia arriesgando su vida", dice el documento.

Los agentes pidieron a las autoridades que revisen las quejas de lo contrario realizaran más protestas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación