Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Salvadoreños fueron ejecutados

Hoy los sepultarán en el cementerio de Sonsonate

Cardoza Alvarado era originario de Tejutla, Chalatenango, y propietario de Transportes Cardoza. También se dedicaba a a la comercialización de combustible. Foto edh

Cardoza Alvarado era originario de Tejutla, Chalatenango, y propietario de Transportes Cardoza. También se dedicaba a a la comercialización de combustible. Foto edh

Cardoza Alvarado era originario de Tejutla, Chalatenango, y propietario de Transportes Cardoza. También se dedicaba a a la comercialización de combustible. Foto edh

Los restos de los salvadoreños ejecutados el martes en un tramo de carretera en el departamento de Escuintla, Guatemala, fueron repatriados el miércoles anterior y sepultados hoy en Sonsonate, donde ambos vivían.

José Mauricio Cardoza Alvarado, de 44 años, y Marco Tulio Vásquez Guerrero, de 52, fueron acribillados el martes anterior en el kilómetro 154, en un tramo de carretera que conecta Nueva Concepción y Tiquisate, ambos del departamento guatemalteco de Escuintla.

Cardoza Alvarado era originario de Tejutla, en el departamento de Chalatenango, pero vivía en una colonia de Nahuizalco, departamento de Sonsonate, en tanto que Vásquez Guerrero residía en el barrio El Ángel, Sonsonate, en el departamento del mismo nombre.

Vásquez Guerrero era mecánico de oficio, pero el día que lo mataron andaba como motorista de Cardoza Alvarado, explicó ayer, de forma escueta, la familia del asesinado.

Cardoza Alvarado, por su parte, era un comerciante de gasolina y propietario de una empresa de transporte de carga: Transportes Cardoza, según afirmaron personas allegadas a la víctima.

Ayer, durante la velación de sus restos, El Diario de Hoy intentó conversar con familiares pero dijeron que en ese momento no podían.

Transportista de carga

De acuerdo con información divulgada por periódicos de Guatemala, Cardoza Alvarado fue acribillado con diez balazos; su motorista recibió seis. Ambos tenían el tiro de gracia en la cabeza.

Ambos cuerpos estaban a un lado de un pick up con placas salvadoreñas, supuestamente en el que viajaban los dos asesinados.

El periódico Prensa Libre consignó que familiares de ambas víctimas habían dicho que ellos habían ido a Guatemala en viaje de negocios, buscando comprar ganado.

Asimismo, medios de comunicación guatemaltecos informaron que junto con los cadáveres, la Policía guatemalteca encontró una caja de metal que sería inspeccionada por agentes antinarcóticos, para determinar el contenido de la misma.

Autoridades guatemaltecas dijeron que no descartaban que el crimen estuviera relacionado con estructuras de crimen organizado en ese país.

Cardoza Alvarado recién había obtenido autorización del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales para transportar sustancias peligrosas.

Ayer, en el domicilio de la víctima, varios camiones cisternas para transportar combustible, estaban estacionadas en la calle principal de la lotificación San Antonio.

En mayo del 2008, el Ministerio de Economía lo autorizó para construir un tanque de almacenamiento de combustible para consumo privado.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación