Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Riña en Apanteos causa 14 reos heridos

El hecho ocurrió dentro de un negocio en el que venden llantas

Los prisioneros fueron atendidos en el interior de la cárcel, debido a que las heridas no eran graves. Foto EDH / Cristian Díaz

Los prisioneros fueron atendidos en el interior de la cárcel, debido a que las heridas no eran graves. Foto EDH / Cristian Díaz

Los prisioneros fueron atendidos en el interior de la cárcel, debido a que las heridas no eran graves. Foto EDH / Cristian Díaz

La inconformidad de algunos internos del penal de Apanteos (Santa Ana) cuando iban a ser registrados por los custodios generó un enfrentamiento que terminó con un saldo de 15 lesionados, según confirmaron las autoridades de Centros Penales.

Entre los heridos hubo 14 internos de la Mara Salvatrucha y un custodio. Otro grupo de guardias solo resultó con rasguños.

El director del centro penal, Orlando Molina, expresó que la trifulca ocurrió a la 1:15 de la tarde, cuando los internos fueron registrados a su regreso a las celdas, después de que había finalizado la hora de la visita.

Algunos de ellos se negaron a la revisión, por lo que comenzaron a liarse a golpes con los custodios. Estos últimos respondieron hasta someterlos con las macanas que portan a la cintura.

La revuelta duró cerca de seis minutos. Los custodios les encontraron siete baterías para celulares y un chip.

La reyerta sucedió cuando los guardias registraban a 15 prisioneros. Los lesionados fueron atendidos con leves heridas en el mismo penal.

El director de Centros Penales, Nelson Rauda, declaró que, durante los registros, una persona que no ha sido identificada lanzó una toalla que tenía las siete baterías para celulares y el chip. Al parecer, estos objetos fueron ingresados por una visita.

En el sector ocho están recluidos 320 internos, de los cuales 80 son de la mara Salvatrucha (MS) y el resto es afín a la pandilla, aunque se trata de reos comunes.

Molina descartó la suspensión de la visita y las autoridades no han declarado estado de emergencia.

Algunos familiares que se percataron de la situación se mantuvieron pendientes afuera del penal. Varios de ellos especularon que los lesionados habían sido heridos con armas de fuego, porque escucharon disparos.

Sin embargo, Molina aclaró que los custodios hicieron un solo disparo, que fue al aire, para persuadir a los internos.

Desde que comenzó la tregua entre las pandillas, la Unidad de Mantenimiento del Orden (UMO) de la Policía ha reducido los registros en las cárceles para decomisar los celulares e ilícitos.

Además, la Fuerza Armada también se retiró de realizar los registros a las visitas, lo que, según fuentes penitenciaras, estaría beneficiando para que los reos obtengan celulares, drogas y otro tipo de ilícitos.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación