Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Registran cuatro homicidios en 24 horas en la zona oriental del país

Según la PNC, dos de las víctimas eran pandilleros; los mataron por supuestas rencillas

Foto EDH / Lucinda Quintanilla

Foto EDH / Lucinda Quintanilla

Foto EDH / Lucinda Quintanilla

La Policía reportó los homicidios de cuatro personas, registrados en menos de 24 horas en la zona oriental del país.

Una de las víctimas, cuyo cuerpo estaba en avanzado estado de descomposición, fue encontrada la tarde del miércoles anterior en el cantón El Peñón, de Sociedad, Morazán.

Las autoridades policiales sospechan que podría tratarse de Wilber Alberto Cruz Cárcamo, de 16 años, un joven que desapareció desde el jueves de la semana pasada. Sin embargo, la Policía dijo que hará la prueba de ADN para confirmar o descartar que se trate del joven.

Ayer por la mañana, desconocidos asesinaron a un hombre identificado como José Andrés Castillo, de 26 años, un supuesto pandillero de la mara 18.

El homicidio ocurrió en la avenida Coronel Fernández, del barrio La Cruz, en Jucuapa, Usulután.

"Todo apunta a que se trató de un ajuste de cuentas de rivalidad entre pandillas de la zona", dijo un agente policial que omitió su nombre.

Dos horas antes, en la calle principal del cantón Las Burras de Berlín, siempre en Usulután, se había registrado el asesinato de Juan Carlos Guzmán, de 33 años, de quien sus familiares dijeron que no pertenecía a pandillas ni tampoco tenía problemas personales.

La Policía de Usulután informó que por el momento no tiene indicios sobre los móviles de los dos crímenes ni tampoco habían capturado sospechosos.

Otro asesinato se produjo en la noche del miércoles pasado en la colonia San Carlos, de San Miguel.

Fuentes de la Policía informaron que Juan Ernesto García Argueta, de 21 años, fue atacado con objetos contundentes por supuestos pandilleros, pero hasta el momento no han sido definidos los móviles del crimen.

El jefe de la Policía en la región oriental, comisionado Evaristo Padilla, aseguró que la víctima pertenecía a la mara 18, por lo que sospecha que pudo haber sido atacado por la mara contraria.

Agregó que la referida colonia es de alta peligrosidad y que la PNC tiene información de que hay un grupo de pandilleros que está desestabilizando la zona y quieren delinquir en determinados territorios, por lo que han reforzado la presencia policial en la colonia para llevar tranquilidad.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación