Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Raptan a supuesto soldado en Lourdes

Los mareros se lo llevaron frente a su esposa e hijos

La Policía presentó ayer a varios sujetos como sospechosos del asesinato de varios policías. Foto EDH / Jorge Reyes

La Policía presentó ayer a varios sujetos como sospechosos del asesinato de varios policías. Foto EDH / Jorge Reyes

La Policía presentó ayer a varios sujetos como sospechosos del asesinato de varios policías. Foto EDH / Jorge Reyes

Un supuesto efectivo de la Fuerza Armada fue raptado ayer, a las 11:30 de la noche, frente a su esposa y cuatro hijos, informaron fuentes de la Policía Nacional Civil.

El secuestro fue cometido entre la colonias Villa Lourdes y Campos Verdes, en el municipio de Colón.

Las fuentes indicaron que el soldado y su familia recién salían de una reunión familiar cuando el carro en el que viajaban fue interceptado por mareros. Los informantes detallaron que preliminarmente se conoce que la víctima fue identificada como Amílcar Flores Ortiz.

Se consultó a la oficina de Comunicaciones de la Fuerza Armada sobre el caso y dijeron desconocerlo.

Supuestamente, la víctima fue obligada a bajarse de su carro y luego le quitaron la camisa y lo interrogaron sobre el lugar donde residía.

Al parecer, los sujetos se enteraron de que el soldado era amigo del policía que mataron en San Juan Opico la semana anterior.

Los mareros se llevaron al soldado y hasta ayer, al cierre de esta nota, no ha sido localizado, dijeron las fuentes. La Policía auxilió a la familia del soldado y localizaron la billetera de la víctima, donde encontraron un carné de la Fuerza Armada.

Detenidos por homicidios de policías

El director de la Policía Nacional Civil (PNC), Mauricio Ramírez Landaverde, expresó ayer que los sujetos que atacan a policías y a sus familias deberían de ser enviados al "régimen carcelario más duro que pueda haber".

Las petición de Landaverde se realizó tras la presentación de 10 sospechosos de haber cometido los asesinatos contra policías en Santa Tecla, Jutiapa (Cabañas) e Izalco (Sonsonate).

En uno de los casos, el autor intelectual sería José Ramírez, quien habría asesinado al agente Pedro Ramos en el Cafetalón, Santa Tecla, el domingo 11 de enero de 2015. También están involucrados tres personas más: Magaly Hernández, Verónica Rodríguez y Kelvin Hernández.

Ramírez, al parecer, es el propietario de un restaurante donde el policía se encontraba departiendo cervezas con otra persona.

Además, otros tres presuntos pandilleros fueron capturados por haber asesinado a un agente de la División de Protección a Personalidades Importantes (PPI), el 12 de enero pasado en Jutiapa, Cabañas.

El agente Julio César Serrano Girón se desempeñaba como seguridad personal del diputado del FMLN Antonio Echeverría Véliz.

Con las capturas de estos tres sospechosos, ya suman cinco los acusados por el crimen. El día de los hechos, los policías arrestaron al menor Álex N. y a un hermanastro de este. Les decomisaron un corvo con sangre en su casa. Álex N. había amenazado de muerte al agente asesinado.

Los detenidos son Cídner Adán C.T., de 28 años; Ísmar Noel L. P., de 36 años; y José Humberto M. A., de 21.

Otras tres personas fueron detenidas momentos después del homicidio de René Barrientos, policía destacado en la División de Tránsito Terrestre.

Siete agentes de la Policía han sido asesinados en los primeros 15 días de enero.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación