Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Querella insiste en incluir el delito de lavado de dinero en proceso contra expresidente Flores

Además, los acusadores particulares explicaron que si el exmandatario fallece "significa que la responsabilidad y el proceso penal en su contra concluyen", pero no su obligación civil por los cargos de corrupción en su contra. 

Familiares y amigos de Francisco Flores colocan flores y le visitan en el Hospital de la Mujer en la Colonia Escalón.

Amigos y familiares decoraron frente al Hospital con corazones y rosas. | Foto por Menly Cortéz

Amigos y familiares decoraron frente al Hospital con corazones y rosas.

La querella del proceso judicial contra el expresidente salvadoreño Francisco Flores, hospitalizado en "coma clínico", dijo hoy que la responsabilidad civil del exmandatario, acusado de apropiarse de millones de dólares, no se extingue si este muere. 

Ramón Villalta, director ejecutivo de una de las organizaciones con representación en la querella, explicó en conferencia de prensa que si Flores fallece "significa que la responsabilidad y el proceso penal en su contra concluyen", pero no su obligación civil por los cargos de corrupción en su contra. 

Te puede interesarDefensor: “era innecesario ese segundo peritaje” sobre la salud de expresidente Flores

"La responsabilidad civil tendrá que ser determinada" y "en caso de existir, tendrá que seguirse un procedimiento para la recuperación, por parte del Estado, de esos bienes", explicó Villalta. 

Flores, quien gobernó El Salvador entre 1999 y 2004, es acusado de apropiarse de 5 millones de dólares y desviar otros 10 millones de donaciones taiwanesas destinadas a obras de reconstrucción y de atención a víctimas de dos terremotos que afectaron al país en 2001. 
Las cargos que pesan contra el ex jefe de Estado son peculado, enriquecimiento ilícito y desobediencia de terceros. 

Durante la audiencia preliminar del caso, el juez Miguel Argüello, del Juzgado Séptimo de Instrucción, incorporó el delito de lavado de dinero, pero la Cámara Primero de lo Penal lo suprimió el 18 de diciembre de 2015, porque este no estaba incluido dentro de la acusación de la Fiscalía salvadoreña. 

La querella, formada por la Iniciativa Social para la Democracia (ISD), que dirige Villalta, y la Fundación de Estudio para la Aplicación del Derecho (FESPAD), solicitó el 11 de enero a la Sala de lo Penal de la Corte Suprema anular la decisión de la referida cámara. 

Villalta explicó que si dicha sala "resuelve favorablemente" la Fiscalía podría iniciar "la investigación en contra de las personas naturales y jurídicas" señaladas por colaborar en el lavado de dinero. 

Según la querella, las personas jurídicas involucradas en este caso son el Centro de Estudios Políticos "Rodríguez Porth", el partido Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), que llevó al poder a Francisco Flores, y el Banco Cuscatlán. 

De acuerdo con un informe médico elaborado por médicos especialistas de la sanidad pública, Flores padece un "deterioro neurológico irreversible" tras sufrir un "infarto extenso con edema cerebral severo". 

El expresidente, quien sufre de trombosis en su pierna derecha y problemas de vesícula, también fue hospitalizado de urgencia el pasado 22 de diciembre, tras sufrir un sangrado interno, pero en esa ocasión no llegó a perder la consciencia, como en esta oportunidad. 

El mismo ya había sido hospitalizado durante 19 días en octubre de 2014 por la trombosis que padece y los problemas biliares.

Comunicado emitido en hospital sobre salud de Flores

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación