Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Policía desaparece luego de cumplir con su turno

La Fiscalía presume que el agente pudo haber sido privado de libertad cuando iba hacia su casa en Aguilares. Su moto la hallaron en una gasolinera

Esta es la motocicleta que se supone manejaba el agente Carlos Hernández el día que desapareció en Aguilares. Fue hallada en una gasolinera en ese municipio. Foto EDH / Claudia Castillo

Esta es la motocicleta que se supone manejaba el agente Carlos Hernández el día que desapareció en Aguilares. Fue hallada en una gasolinera en ese municipio. Foto EDH...

Esta es la motocicleta que se supone manejaba el agente Carlos Hernández el día que desapareció en Aguilares. Fue hallada en una gasolinera en ese municipio. Foto EDH / Claudia Castillo

Carlos Osmaro Hernández es un agente de la Policía Nacional Civil (PNC) que se encuentra desaparecido desde el jueves pasado, poco después de haber cumplido con su servicio en la oficina de Atención Ciudadana (Odac) de la delegación Centro de Policía de San Salvador.

La oficina fiscal de Apopa informó que ya abrió una investigación por el delito de privación de libertad en perjuicio de Hernández, a quien buscan no solo familiares, sino también sus compañeros de la corporación policial.

El expediente fiscal fue abierto luego de que la Policía de Aguilares informara al Ministerio Público que el agente Hernández había desaparecido desde el jueves pasado, aparentemente en la zona de Aguilares, donde reside con su familia.

El hallazgo de la motocicleta placas M-66-824 en una gasolinera situada en Aguilares permitió que la Policía se enterara de que el policía presuntamente ha sido privado de libertad.

Empleados de la referida gasolinera fueron quienes alertaron, el domingo pasado, a la Policía sobre que la motocicleta estaba en ese lugar desde el jueves 17 de octubre, sin que nadie la hubiese llegado a recoger.

La motocileta es propiedad de Hernández, según los registros vehiculares.

De acuerdo con la Policía, en la corporación policial no aparece ningún reporte de robo, por lo que las autoridades policiales presumen que Hernández fue raptado cuando se dirigía hacia su casa, situada en Aguilares.

Él tuvo que haberse presentado el sábado pasado a la delegación Centro de la Policía de San Salvador, conocida como "El Castillo", pero no se presentó, lo que llamó la atención de sus compañeros.

Familiares llegaron el sábado pasado a la referida delegación policial a corroborar si el agente había salido de licencia, porque desde el jueves no había llegado a su casa.

La oficina fiscal informó que se desconocen las causas por las que ha desaparecido el agente, aunque no descartan que puedan estar relacionadas con su trabajo o porque habría tenido algún problema personal. Hasta ayer tarde, su paradero seguía siendo desconocido.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación