Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Pandillero muere al enfrentarse con soldados en Apopa

Víctima llevaba secuestrados a dos menores junto a otros mareros

Una fiscal recoge datos sobre el asesinato de un hombre que esperaba bus sobre la carretera Sonsonate-San Salvador, en Lourdes, Colón, La Libertad. Foto EDH / Erika Chávez.

Una fiscal recoge datos sobre el asesinato de un hombre que esperaba bus sobre la carretera Sonsonate-San Salvador, en Lourdes, Colón, La Libertad. Foto EDH / Erika Chávez.

Una fiscal recoge datos sobre el asesinato de un hombre que esperaba bus sobre la carretera Sonsonate-San Salvador, en Lourdes, Colón, La Libertad. Foto EDH / Erika Chávez.

Un supuesto pandillero murió la noche del miércoles pasado al enfrentarse a una patrulla de soldados que frustró el secuestro de dos menores de edad en la comunidad El Castillo 4 de la colonia San Carlos, en Apopa.

La víctima fue identificada como José Reyes Jiménez Ramírez, un presunto pandillero de la mara 18 que opera en ese sector, según las autoridades policiales y militares.

La oficina fiscal de Apopa informó que los soldados patrullaban la zona y fueron alertados del plagio de dos menores por parte de un grupo de pandilleros en la referida comunidad.

Los militares se desplazaron por la zona para buscar a los mareros y a los jóvenes secuestrados y de repente se encontraron con los individuos, quienes al ver a los soldados comenzaron a dispararles.

Éstos respondieron al ataque de los pandilleros y se produjo el intercambio de disparos que duró algunos minutos. Tras el tiroteo, uno de los individuos cayó abatido a balazos, mientras que los otros huyeron del sitio.

Los menores que habían sido raptados lograron ser rescatados ilesos. Minutos después, los soldados arrestaron a dos supuestos pandilleros que se supone habían participado en el secuestro y en el tiroteo, según la Fuerza Armada.

A Mario S., de 16 años, y Ana R., de 20, los capturaron en la urbanización Valle Verde segunda etapa de Apopa. Aparentemente los detenidos habrían sido reconocidos por las víctimas.

Las autoridades fiscales identificaron a la víctima como José Reyes Jiménez Ramírez, quien tenía una carabina empuñada en su mano derecha. Además cerca de su cadáver había un revólver que dejaron los otros individuos en su huida, según el informe fiscal.

Fuentes policiales explicaron que lo más probable era que los pandilleros llevaban a los menores, ya sea para asesinarlos o para exigirles dinero a sus familiares.

Tres heridos en otro ataque

En otro hecho, tres personas resultaron heridas de bala la noche del miércoles en el municipio de San Ramón, en Cuscatlán. Dos pandilleros atacaron a balazos a un hombre identificado como Eduardo P., quien salió lesionado.

Los disparos alcanzaron a Ana María O., de 28, y María O., de 48, quienes pasaban circunstancialmente por el sitio al momento del ataque. Los tres fueron llevados al hospital de Cojutepeque. La Policía informó que el ataque pudo derivarse de las rencillas entre pandillas.

En la colonia La Coruña, en Soyapango, pandilleros asesinaron a balazos a un joven identificado solo por José Adán cuando iba hacia su casa.

El ataque se registró la noche del miércoles y se desconocen los móviles. Minutos después, los policías arrestaron a José U., un supuesto pandillero de la 18, como sospechoso del crimen.

La violencia también cobró la vida a José Jaime Pineda Larios, un mototaxista que recibió múltiples lesiones con arma blanca esa misma noche en el municipio de Ciudad Barrios, San Miguel.

El crimen se produjo en el camino hacia el cantón Torrecilla, adonde les había hecho un viaje a unos residentes del sector.

Las autoridades policiales sospechan que el asesinato pudo haberse derivado por no pagar las extorsiones que le exigían los pandilleros que operan en la zona.

Ayer por la mañana, supuestos pandilleros acribillaron a balazos a un hombre que esperaba el autobús sobre la carretera Sonsonate-San Salvador, en Lourdes Colón, La Libertad. Se supone que la víctima, de quien no se proporcionó el nombre, iba a trabajar.

Y los homicidios siguen al alza. El miércoles pasado, la Policía registró que 12 personas se convirtieron en víctimas de la violencia criminal, que en los primeros seis de noviembre ya se habían cometido 67 homicidios, 30 más que en el mismo período del año pasado.

El 4 de noviembre ha sido el día más violento al iniciarse este mes, ya que solo en esa fecha hubo 19 muertes violentas.

Los registros detallan que 2,096 personas han sido asesinadas desde el 1 de enero hasta el 6 de noviembre, un promedio de siete muertes por día.

Las autoridades de Seguridad han reiterado que el incremento de los homicidios obedece a las pugnas entre las pandillas, a las purgas internas de esos grupos, a la violencia social y a la narcoactividad.

También han aumentado los atentados contra expandilleros que habían buscado rehacer sus vidas.

El ministro de Justicia y Seguridad Pública, Ricardo Perdomo, explicó que investigan a varios cabecillas de pandillas que han estado ordenando el incremento de los homicidios desde las cárceles.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación