Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Operativo en la Raúl Rivas tras publicación periodística

Más de 150 policías allanaron casas, a pesar de que autoridad había negado acoso de maras

La Policía pidió documentos de arrendamiento y realizó inspecciones en las viviendas sospechosas de la comunidad Raúl Rivas Vásquez. Hicieron fotografías en algunos lugares y realizaron entrevistas. Foto EDH / Jorge Reyes

La Policía pidió documentos de arrendamiento y realizó inspecciones en las viviendas sospechosas de la comunidad Raúl Rivas Vásquez. Hicieron fotografías en algunos lugares y realizaron entrevistas. Foto...

La Policía pidió documentos de arrendamiento y realizó inspecciones en las viviendas sospechosas de la comunidad Raúl Rivas Vásquez. Hicieron fotografías en algunos lugares y realizaron entrevistas. Foto EDH / Jorge Reyes

Tras la denuncia publicada por El Diario de Hoy sobre el acoso de las pandillas en la comunidad Raúl Rivas, en Mejicanos, la Policía Nacional Civil reaccionó montando un operativo preventivo a través del cual, aseguraron, hicieron un registro voluntario en más de 230 viviendas.

A pesar de que el ministro de Justicia y Seguridad Pública, Ricardo Perdomo, negó el lunes anterior que hubiese problemas en esa zona, cerca de 150 agentes de la Unidad Antipandillas entraron ayer por la madrugada a la comunidad y realizaron los cateos.

El Diario de Hoy publicó cómo operan los pandilleros de la mara Salvatrucha (MS) en la comunidad, situada al norte de la capital.

"Cuando esto fue publicado en un periódico hicimos las consultas a diferentes unidades y puestos policiales y la respuesta fue que es falso y todavía tenemos presencia policial y hemos hablado con las personas que allí habitan (...) hay personas que sueltan temores y rumores", dijo Perdomo desmintiendo la publicación. Sin embargo, el funcionario admitió que en la zona habitan pandilleros de la MS y, en los alrededores, mareros de la 18.

"Eso es cierto: la colonia está en medio del asedio de pandillas, la PNC fue a hacer una investigación especial y hasta este momento ese hecho concreto de (que los mareros mandan en) la colonia Rivas, no es cierto, no tienen el control de la colonia", afirmó el lunes el ministro.

El operativo de ayer se inició a las 5:00 de la mañana, en busca de los pandilleros que han usurpado algunas viviendas.

Al final de la mañana, la Unidad Antipandillas logró identificar dos casas que estaban deshabitadas y una más que era utilizada como centro de operaciones de pandilleros (casa "destroyer"), explicó un oficial a cargo del operativo.

El oficial confirmó que no realizaron ninguna captura. Algunas fuentes de la colonia dijeron que los mareros huyeron a los condominios San Luis durante la noche.

En la publicación periodística también se informó que hasta los mismos agentes de la Policía no podían entrar a la comunidad por temor a ser atacados por los mareros.

"Esto es debido a una información que se publicó en un medio ayer (lunes), de que las pandillas tienen el dominio total de la comunidad y que la Policía no podía ingresar. Con esto demostramos que la Policía puede ingresar donde quiera", dijo un agente.

Los policías realizaron el operativo sin órdenes judiciales (avalados por un juez), fue por eso que tuvieron que pedir de favor la autorización de los moradores para que les abrieran las puertas y pudieran entrar.

"Verificamos si había contador de agua, medidor del consumo de energía eléctrica y que las personas sean arrendatarios de las viviendas. Hay personas que no muestran la documentación", explicó la fuente.

La Policía también confirmó que habitantes de la comunidad han abandonado las viviendas por el acecho de las pandillas; sin embargo, no detallaron el número de familias que se ha ido.

La PNC informó que, tras el procedimiento, empezará una serie de investigaciones y que pedirá el apoyo de la alcaldía de Mejicanos y del Centro Nacional de Registro (CNR) para determinar la identidad de los propietarios y la legalidad de los arrendamientos.

Algunas familias que, según fuentes policiales, tienen negocios y vínculos con pandilleros negaron su relación con los mareros y aseguraron que son personas trabajadoras y honradas.

"Acá tenemos muchos años de vivir. Somos amigables con las personas y trabajamos todos los días para ganarnos el sustento diario. Respetamos a todos los vecinos", dijeron las personas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación