Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Muere en fuego cruzado durante ataque a PNC

Familiares y empleados de la gasolinera confirmaron que la víctima, todos los días, llegaba a esperar a su hija.

Pandilleros atacaron puesto policial en Cojutepeque, cuando víctima esperaba a hija afuera de gasolinera. Foto EDH / @VictorH_TCS

Pandilleros atacaron puesto policial en Cojutepeque, cuando víctima esperaba a hija afuera de gasolinera. Foto EDH / @VictorH_TCS

Pandilleros atacaron puesto policial en Cojutepeque, cuando víctima esperaba a hija afuera de gasolinera. Foto EDH / @VictorH_TCS

En un hecho que está siendo investigado por las autoridades, un miembro del Cuerpo de Agentes Metropolitanos de Cojutepeque, Cuscatlán, murió aparentemente en un ataque contra policías.

Como todos los días, José Celso Hernández Mejía, de 54 años, acudía religiosamente a esperar a la salida del trabajo a su hija que labora en una gasolinera cercana a la carretera Panamericana, en el kilómetro 35.

Eran casi las 10:30 de la noche del domingo cuando dos supuestos pandilleros a bordo de una motocicleta lanzaron una granada contra un puesto de la Policía Nacional Civil ubicado en las cercanías de la gasolinera.

La explosión sólo causó daños a una patrulla que se encontraban en el lugar.

Los agentes atacados se lanzaron al piso y no resultaron heridos.

Sin embargo, la explosión alcanzó a herir a uno de los atacantes cuando intentaban escapar de la zona.

Los agentes policiales respondieron disparando a los atacantes, generándose un tiroteo.

El pandillero herido fue capturado en el momento, pero como presentaba heridas de esquirlas en distintas partes del cuerpo fue trasladado por la misma Policía a un hospital cercano.

La identidad del presunto atacante no fue proporcionada por las autoridades.

El otro atacante escapó de la zona.

Aparentemente, en la confusión, el sargento del CAM fue alcanzado por los disparos hechos en el tiroteo.

Hernández Mejía cayó muerto en una de las cunetas de la referida carretera.

La hija del miembro del CAM corrió a la zona y tras lanzarse al cuerpo de su padre gritaba desconsolada "por qué me mataron a mi papito".

Negó tajantemente que su padre hubiera participado en el hecho y aseguró que fue herido en la confusión.

La mujer acusó a los policías de haber disparado a su padre al confundirlo, ya que el hombre intentó esconderse al escuchar la explosión de la granada.

"Tenemos un evento en el que un artefacto explosivo fue lanzado a una de nuestras unidades policiales y hubo un intercambio de disparos por lo que tenemos a una persona detenida y tenemos también a una persona fallecida", explicó un oficial de la PNC que acudió a atender la emergencia tras el ataque.

Personas que laboran en la gasolinera y algunos de sus compañeros de labores confirmaron que Hernández Mejía llegaba todas las noches a traer a su hija.

"Estamos seguros que el hombre muerto murió equivocadamente. Él todas las noches venía a esperar a su hija, la que está llorando aquí", dijo uno de los testigos.

La PNC se encuentra en alerta en todos sus puestos y delegaciones debido a la ola de ataques de pandilleros.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación