Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Matan a policía y luego lo queman en Santa Tecla

Agente estaba destacado en la subdelegación Miramonte y se encontraba de descanso. Director reconoció la barbarie con la que han sido asesinados los dos últimos agentes, pero sobre todo, afirmó que los 53 agentes han sido asesinados por las

Homicidio de Policía

Según las autoridades se trata del agente Wilfredo Ramos Vides, destacado en la delegación de la colonia Miramonte. | Foto por Jaime Anaya

Según las autoridades se trata del agente Wilfredo Ramos Vides, destacado en la delegación de la colonia Miramonte.

El agente Wilfredo Ramos Vides, de 32 años, destacado en la subdelegación Miramonte, en San Salvador, fue asesinado con al menos seis balazos, sus victimarios no se conformaron con eso y lo quemaron mientras agonizaba cerca de las 11:00 de la noche del viernes.

Este es el segundo caso en el que son asesinados policías con tanta saña y lujo de barbarie.

Patrullas policiales que se movilizaban por el sector localizaron el cuerpo aún en  llamas en el bulevar Sur, entre las colonias Las Colinas y Pinares de Suiza, en Santa Tecla, un sitio bastante desolado.

Personal del Cuerpo de Bomberos llegó para apagar las llamas en el cuerpo del agente. Ayer, técnicos de la División de Inspecciones Oculares de la Policía buscaban evidencias que les ayude a esclarecer el hecho.

Versiones preliminares del suceso indican que el agente Ramos, Oni  24,731 había salido de licencia y se movilizaba en su moto cuando fue interceptado por un grupo de sujetos.

Las autoridades no han podido determinar el lugar dónde el agente fue privado de libertad y si después, fue llevado al lugar donde se halló.

El policía vivía en una colonia del Puerto de La Libertad y no descartan que pandilleros de la misma zona lo haya asesinado.

Un compañero del agente  Ramos relató que nunca supo que tuviera problemas o que haya sido amenazado.

Sin embargo, afirmó que hacía unos días, el agente había manifestado su deseo de abandonar la institución y viajar a Estados Unidos, porque sentía temor ante  la vorágine de violencia que se ha desatado en el país y en la que los miembros de la PNC_están en alto riesgo.

El agente Ramos era padre de un niño de apenas seis años de edad, quien se suma a los hijos de otros 53 policías asesinados en el año.

El director de la Policía, Mauricio Ramírez Landaverde afirmó que no fue en un primer momento que se determinó que el cadáver encontrado en llamas pertenecía  al agente Ramos, sino cuatro horas después.

Lee también: Indignación en redes sociales por el alza de policías asesinados

Fue hasta las 3:30 de la mañana, tras las primeras pesquisas que se determinó que se trataba de un policía.

“Estamos siguiendo diferentes líneas de investigación  y esperamos que este caso al igual que el resto; lo podamos aclarar cuanto antes. La mejor gente de la institución está trabajando desde el primer momento y esperamos resolverlo con rapidez y que todos los participantes enfrenten la justicia”, subrayó el director.

Agregó que la mayoría de policías asesinados ha sido a manos de las pandillas, por lo que no se descarta que en este hecho estén implicadas.

“Posiblemente al igual que los demás policías, este asesinato haya sido cometido por su pertenencia a la institución y por ser policía”, afirmó Ramírez Landaverde.

El director interpretó que el agente Ramos fue ultimado  con odio por ser parte de la institución que desde hace más de un año está enfrentando esta situación “por estar en la primera línea en la defensa de la institucionalidad y esa es la causa  principal por la cual estos grupos han dirigido la violencia contra la corporación”.

“No es fácil para los integrantes de la institución vivir expuesto a esta situación que es difícil, pero los policías lo están enfrentando de forma responsable, con mucho compromiso”, subrayó. 

Agregó que estos homicidios son producto de los planes, de conspiración a nivel de estructuras terroristas a su nivel más alto, operativizados por diferentes grupos violentos para sembrar terror.

Una fuente policial señaló que Ramos Vides después de llegar a su casa ayer por la noche dijo a familiares que volvería a salir, tomó su motocicleta pero ya no regresó. 

La moto en que se conducía el agente aún no ha sido encontrada. 

El pasado seis de octubre fue encontrada la cebeza de un sargento en el puente Majucla, entre Cuscatancingo y Apopa.

Fue identificado como Baltazar Olaizola Díaz, destacado en la Subdelegación de Soyapango

.Sigue leyendo: Hallan cabeza de sargento de la PNC en Majucla


.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación