Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Matan a 25 personas en otra jornada violenta

En Usulután, San Salvador y Ahuachapán hubo más homicidios

Escena de homicidio en Rio Jiboa a la altura del Canton Santa Anita de San Cristobal, Cuscatlan.

El cadáver de un joven fue hallado en la ribera del río Jiboa, Cuscatlán. Tenía heridas de bala. Desapareció el martes. | Foto por Marlon Hernández

San Salvador, 20 Agosto 2015.

La violencia sigue imparable en el país. A los 155 homicidios que, según las autoridades fueron cometidos entre el domingo pasado y el miércoles, se sumaron no menos de 25 homicidios ayer. San Salvador, Usulután y Ahuachapán fueron los departamentos donde hubo más homicidios, según los registros de la Policía y la Fiscalía.

Entre los muertos hay varios panaderos (ver nota en siguiente página), pequeños comerciantes y supuestos pandilleros.

En Apopa, fue ultimado José Magaña Pineda, de 58 años. Unos pandilleros lo atacaron en el negocio donde vendía materiales de construcción. Se presume que el móvil fue el cobro de la extorsión. 

Mientras que un vendedor de discos piratas fue asesinado en San Juan Talpa, La Paz.

Además, Jonathan Mauricio Canizález, de 22 años, fue ultimado dentro de su vivienda, en la colonia San Fernando, de Ciudad Delgado.
Su familia sostuvo que él trabajaba como taxista. La Fiscalía dijo que a Canizález le apodaban “Araña”.

En Cuscatlán fue localizado en la ribera del río Jiboa el cadáver de Henry de Jesús Castillo Reyes, de 20 años.
La víctima fue privada de libertad, el martes, cuando salió a buscar unos pericos para venderlos y así ayudar a llevar el sustento a casa.
Sus familiares lo encontraron muerto, con lesiones de bala, en el caserío Los Reyes, del cantón Santa Anita, de San Cristóbal, Cuscatlán.

En marzo pasado, Castillo sobrevivió a un ataque en el que murió un pariente.
La Policía presume que el homicidio lo cometieron miembros de la Mara 18 que delinquen en otra zona, pero que lograron llegar hasta el río sin ser vistos por los delincuentes rivales.

Más tarde, un vendedor de tortas fue acribillado en el kilómetro 14 de la carretera Troncal del Norte, en Apopa. 
El ataque ocurrió al mediodía, frente a un colegio privado, cuando varios estudiantes salían de clases.
La víctima fue identificada como Wilfredo Orellana de 38 años. Según la Policía, los homicidas fueron dos integrantes de pandillas.


Matan a pasajero de la Ruta 41-A en la capital
Un pasajero de la Ruta de buses 41-A fue atacado dentro de la unidad cuando esta circulaba por la 9a. avenida Norte, en el centro de San Salvador.
El motorista del bus manejó hasta llegar cerca de una subdelegación de la Policía, para pedir ayuda; pero la víctima, de unos 35 años, ya había muerto.

Las autoridades no descartaron que el homicida haya disparo contra el usuario en un intento de robo.


Además, Raúl Antonio Estrada, de 21 años, fue ultimado a balazos frente a la comunidad Nueva Israel, en San Salvador.
En la colonia Divina Providencia, de San Vicente, ocurrió el homicidio de un hombre de entre 20 y 25 años.
La víctima no fue identificada, pero fuentes policiales lo vincularon con la mara Salvatrucha.


En un ataque cometido en la colonia Las Brisas,  de Metapán, murió Víctor Manuel Santos Hernández, de 28 años.
En la colonia Las Margaritas, de Santa Ana, fue asesinado con arma de fuego José Francisco Flores Rivas, de 39 años.
Sonsonate tampoco se escapó de los hechos violentos.  Ahí, José Roberto Arce Herrera fue ultimado en la colonia  El Milagro, del cantón El Guayabo, de Nahulingo. La víctima tenía 38 años.


Grupo armado mata a una mujer en su casa
Varios hombres que cubrían sus rostros con camisetas y portaban armas de fuego irrumpieron en la casa de Esperanza Elizabeth Aquino.
El ataque contra la mujer, de 36 años, fue perpetrado  la noche del miércoles en Ayutuxtepeque.


La Policía informó que la víctima fue llevada por la fuerza a una de las habitaciones donde le hicieron varios disparos. Previamente, los delincuentes obligaron al resto de ocupantes de la casa a encerrarse en un cuarto contiguo.

La familia dijo que Aquino era una persona formal, trabajadora y que no se metía en problemas, por lo que no tienen sospechas de porqué la mataron.
En la colonia Mauricio, de Mejicanos, fue asesinado un supuesto pandillero, quien no pudo ser identificado.


Las autoridades registraron otra muerte violenta en el caserío El Centro, del cantón El Chagüite, en Tacuba, Ahuachapán.
La víctima fue identificada como Alejandro  Antonio  Granados Menéndez, de 29 años.

Él residía en un caserío cercano a El Chagüite y sus atacantes lo interceptaron cuando se dirigía a casa.
El hombre fue acribillado, según las autoridades, pues presentaba lesiones de bala en el rostro, abdomen, la espalda y los brazos.
Sobre los homicidas, la Policía no tiene pistas pues la zona donde fue cometido el ataque es desolada.


En la carretera al Puerto de La Libertad, por la curva El Papaturro, fue encontrado un cadáver quemado.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación