Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Matan a un jefe de un puesto policial en Jiquilisco, Usulután

Vendedor de tamales ultimado en Lourdes, Colón y deja cinco hijos

Edwin Castro de 30 años fue asesinado ayer cerca de las 11 de la mañana en colonia Montecarlo, en Lourdes, Colón, La Libertad, en momentos en que vendía tamales. Foto EDH /Jaime Anaya.

Edwin Castro de 30 años fue asesinado ayer cerca de las 11 de la mañana en colonia Montecarlo, en Lourdes, Colón, La Libertad, en momentos en que vendía...

Edwin Castro de 30 años fue asesinado ayer cerca de las 11 de la mañana en colonia Montecarlo, en Lourdes, Colón, La Libertad, en momentos en que vendía tamales. Foto EDH /Jaime Anaya.

El segundo jefe del puesto policial El Zamorano ( Jiquilisco, Usulután) fue asesinado ayer tarde, luego de haber terminado las labores agrícolas a las que se dedicaba durante sus días libres, informó la Fiscalía General.

El informe fiscal señala que el cabo de la policía Héctor Samuel Ramos Argueta fue atacado a balazos por varios hombres con apariencia de pandilleros en el cantón El Marillo, Jiquilisco, Usulután.

El referido cantón es atemorizado por integrantes de una pandilla, según fuentes policiales.

Con la muerte del cabo Ramos Argueta, ya se suman 33 policías asesinados en el transcurso de este año, la mayoría fuera del servicio policial.

Sin embargo, los asesinatos de policías se han arreciado en este mes, ya que se contabilizan nueve homicidios de agentes policiales en 25 días de octubre, según cifras de la Policía.

Con respecto a la muerte de Ramos Argueta, las autoridades no tienen un móvil establecido, aunque se sospecha que pudo ser una venganza por su trabajo en la corporación policial.

Matan a vendedor de tamales

Un joven fue asesinado a balazos mientras vendía tamales ayer por la mañana en Lourdes, Colón, La Libertad.

La víctima, identificada como Edwin Castro de 30 años fue ultimada en la colonia Montecarlo, informó la Policía.

Con su muerte, Castro dejó en la orfandad a cinco hijos quienes dependían directamente de él, afirmaron parientes que llegaron al lugar de los hechos.

De acuerdo con su familia el muchacho tenía bastante tiempo de vender en la zona y nunca había tenido problemas.

En el lugar donde Castro fue ultimado es asediado por la pandilla 18.

El cuerpo del muchacho presentaba al menos cinco lesiones de arma de fuego en la espalda y en la cabeza, afirmaron las autoridades.

Sus parientes negaron tener conocimiento de que el joven fuera extorsionado o que recibiera amenazas de muerte por las mismas razones.

Sin embargo, algunos vecinos afirmaron que el joven vendedor había sido amenazado de muerte por no pagar la renta.

Algunos comerciantes, quienes por temor a represalias no se identificaron, aseguraron que ellos también han sido amenazados de muerte por las pandillas.

Otra línea de investigación de las autoridades es que el vendedor pudo ser asesinado por robarle la bicicleta en la que siempre se movilizaba o el dinero de la venta de tamales porque no lo tenía en sus bolsillos.

Ayer al final de la tarde, la Fiscalía también registró el hallazgo de un cadáver en cantón Palos Grandes, también de Lourdes, Colón.

En otro hecho, ayer por la tarde, cerca de la Terminal del Sur en San Marcos, una persona fue lesionada y trasladada a un centro asistencial.

La noche del viernes, las autoridades registraron otro homicidio en la calle que de Jayaque comunica con Comasagua, en la finca Las Marías, informó la Fiscalía.

Erick Antonio Gutiérrez Hernández, de 20 años, recibió una paliza de parte de pandilleros, aparentemente por haber incumplido una orden de la pandilla, según la Policía.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación