Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Matan a cuatro pandilleros en distintos hechos

Los homicidios se registraron en Cuscatlán, San Vicente, San Miguel y La Libertad

asesinato en Suchitoto

Miguel Ángel Chiquillo fue ultimado en el cantón El Zapote, de Suchitoto. | Foto por elsalv

Miguel Ángel Chiquillo  de 31 años fue ultimado en la Comunidad Masatepeque, Cantón El Zapote, de Suchitoto, departamento de Cuscatlán, la mañana del jueves.

Según versiones preliminares,  cuatro sujetos atacaron a la víctima cuando se dirigía a trabajar en  labores agrícolas.

Aunque testigos afirmaron que el sujeto era agricultor, la  compañera de vida reconoció que también pertenecía a la  pandilla 18 del ala revolucionarios.

La Policía confirmó la versión e indicó que Chiquillo era un pandillero que mantenía atemorizada a la gente de la Comunidad Masatepeque.
 El pandillero tenía varios balazos en diferentes partes del cuerpo. 

La Policía presume que el móvil del crimen fue por rencillas entre pandillas. Las autoridades desconocían si  Chiquillo tenía antecedentes penales por algún delito. Tampoco  reportaron capturas por el hecho.

En  otro hecho,  José Vanegas de 36 años, padre de un supuesto pandillero, fue asesinado de varios balazos, en el Cantón San Ramón Grifal, de Tecoluca, San Vicente.

Según la Policía, el homicidio ocurrió al mediodía del jueves, se presume que el parentesco con el presunto pandillero, podría haber provocado que otros mareros lo mataran.

La Fiscalía de San Miguel también reportó el levantamiento  de un cadáver en el caserío  Los Mangos, del cantón El Tránsito, en ese departamento. El ultimado fue identificado como Gustavo Alfredo Amaya, de 28 años.

Enfrentamiento con policías deja pandillero muerto
Un pandillero de la Mara Salvatrucha (MS), también murió luego de un enfrentamiento con la Policía en el cantón San Sebastián, en Zaragoza, La Libertad. 

Franklin Antonio Pérez, alias “Pepa”, junto a otros sujetos, trataron de emboscar una patrulla con varios agentes, pero estos respondieron, por lo que Pérez murió, y lograron capturar a otro sujeto.

La medianoche del miércoles una joven cuya identidad no pudo establecerse, fue encontrada asesinada en la residencial Altavista, polígono N, pasaje 25, del municipio de Tonacatepeque.

Y otras dos mujeres, al parecer mexicanas, fueron asesinadas con lujo de barbarie ayer, dentro de la casa en que vivían.  El doble homicidio ocurrió en el barrio Santa Lucía, de Izalco, en Sonsonate.

Las víctimas son Lidia Sofía Villeda, de 56 años y su hija Brenda Sofia Villeda, de 24.

Según la Policía, las mujeres fueron asesinadas a martillazos (ver nota aparte).

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación