Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Mujer policía asesinada

“Keny soñaba con sacar a su familia de la pobreza”

Agente falleció el lunes, 18 días después de ser atacada.

Agente policial asesinada

Los restos de Keny serán enterrados este día en el cementerio general de Ahuachapán.  | Foto por elsalv

Amaba su trabajo y soñaba con sacar a su familia de la pobreza, cuenta uno de sus amigos. Era hija de una ama de casa y de un carpintero, así describió el joven- que no quiso identificarse por razones de seguridad- a Keny Cabezas, la agente policial que falleció el lunes por la noche, luego de ser lesionada al intentar defender un asalto en la ruta 30, el pasado 27 de noviembre. 

La agente, señaló el allegado a Cabezas, era la segunda de tres hermanos y siempre se caracterizó por ser respetuosa con los demás y dar lo mejor de sí en su oficio. Aseveración respaldada por sus compañeros, quienes mencionaron que ella era sobresaliente en el quehacer policial. 

Keny perteneció al grupo 1, zona 6 del Centro Histórico y era de la promoción 95. Luego formó parte del Departamento de Inteligencia Policial (DIP), donde hizo seis años de servicio. Además estudiaba segundo ciclo de sicología. 

“Era una buena compañera, alegre y con ganas de luchar contra estos terroristas que están haciéndole la guerra al gobierno y a las autoridades”, expresó el amigo de la agente.

El entierro de Cabezas se realizará este día a las 12:00 p.m., en el cementerio general de Ahuachapán. Su cuerpo está siendo velado en Tacuba, informó una fuente policial. 

El hecho que dejó lesionada a Keny ocurrió la mañana del pasado 27 de noviembre,  cuando ella, junto a su compañero Salvador Edmundo Benavides, observaron que pasajeros de un bus de la ruta 30 que circulaba cerca de la Universidad Tecnológica de El Salvador (UTEC) les hicieron señales para que intervinieran en un asalto que ocurría dentro de la unidad.  

Los agentes detuvieron la patrulla e intentaron repeler el acto delictivo. Tras el enfrentamiento, Benavides, quien pertenecía al Centro de Inteligencia Policial, fue herido de bala y falleció en un hospital del ISSS.  

Mientras que su compañera fue lesionada en una mano y el abdomen,  y pasó dieciocho días ingresada en el hospital, hasta que la muerte, le ganó la batalla, el pasado lunes.  

Los detenidos por este caso fueron Ángel de Jesús Miranda Cuéllar, de 24 años; Dennis Omar Jiménez García, de 18; y Miguel Ángel Arias, de 32. 

Tres policías mujeres asesinadas en 2015


Keny es la tercera mujer policía  asesinada en lo que va del año. La primera fue Wendy Yamileth Alfaro Mena, de 24 años, perteneciente a la Unidad de Emergencias del 911 de San Marcos, que vivía en el cantón Penitente  Arriba, en Zacatecoluca, La Paz. 

De acuerdo a una fuente cercana a la víctima, los problemas iniciaron a finales del año pasado, cuando pandilleros increparon a Alfaro Mena en el momento que ella se dirigía a su trabajo. 

Uno de los  sujetos le cuestionó para dónde se dirigía, a lo que ella le respondió que a su trabajo, una fábrica. Sin creer su respuesta, los individuos la dejaron ir. 

A pesar que la agente comentó lo ocurrido en el lugar de trabajo para buscar mayor seguridad, sus superiores no tomaron ninguna acción. 

Por ello, la policía  decidió buscar un nuevo lugar para vivir con su hijo de dos años y otros parientes. Sin embargo, el plan no tuvo resultados. 

Una semana antes del homicidio, cometido el 20 de abril, lugareños observaron que pandilleros rondaban  la casa de Alfaro Mena. 

La víctima fue asesinada mientras se dirigía a comprar tortillas a unos 20 metros de su casa. Su madre escuchó los disparos y la encontró sangrando del pecho y agonizando. 

Para entonces, ella estaba de licencia y no portaba ningún arma de fuego, porque no le era permitido, aunque las autoridades policiales habían avalado esta medida en enero. 

Ana Deysi Cabrera Hernández, de 40 años,  perteneciente al Sistema de Emergencias 911 de Zacatecoluca, fue la segunda agente asesinada este año, a finales de junio. 

Cabrera combatió la mitad de su vida con la guerrilla y pertenecía desde hace 22 años a la PNC . Falleció cumpliendo su labor al enfrentarse contra pandilleros en San Pedro Masahuat, La Paz.

Hasta el momento, las autoridades reportan 60 policías asesinados. Un cifra histórica dentro de la institución desde su fundación.  La mayoría de ellos, fueron asesinados cuando estaban de licencia. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación