Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Jiquilisco registra dos masacres en cinco días

Tres estudiantes fueron ultimados en Olocuilta. La PNC descartó que fueran delincuentes

Escena de homicidio de estudiante en Mejicanos.

Escena de homicidio de estudiante en Mejicanos. | Foto por EDH

Escena de homicidio de estudiante en Mejicanos.

Un grupo armado —cuyos integrantes visten ropa similar a los uniformes policiales y militares— ha matado en los últimos cinco días a seis personas en el cantón El Zamorano, en Jiquilisco, Usulután.

Los tres hombres e igual número de mujeres asesinados eran reconocidos integrantes de la mara Salvatrucha, según la Policía y Fiscalía.

Las fuentes sospechan que los sujetos fueron atacados por integrantes del mismo grupo delictivo o por personas que habrían formado un grupo de exterminio.

La madrugada de ayer, Franklin Alberto García, de 31 años, fue ultimado en el patio de su casa. Era promotor de salud y, a decir de las autoridades, también era informante y colaborador de la mara.

En su vivienda fue encontrada una escopeta que aparentemente ayudaba a ocultar a los delincuentes. Fuentes policiales dijeron que tenía antecedentes por amenazar de muerte a un lugareño.

Después de matar a García, los homicidas se marcharon a la casa de las hermanas Maribel y Alicia, ambas de apellidos Morales Guevara, de 19 y 21 años, respectivamente. Ambas habitaban a unos 30 metros de donde García.

Alicia, según la Policía, era pareja de un pandillero apodado "Chocovito", quien está preso por el delito de extorsión. Presuntamente, las dos se dedicaban a recoger el dinero de las extorsiones.

El tipo de armas que el grupo armado usó para cometer el triple homicidio es similares a las que utilizaron el viernes pasado para matar a otros tres pandilleros en un poblado contiguo: escopetas y pistolas calibre 9 milímetros.

Las autoridades identificaron a los muertos como José G., de 17 años. Él supuestamente era mano derecha de un cabecilla que está prófugo. Junto con él fue ultimado Érick V., de la misma edad.

Minutos después, en una casa cercana fue asesinada Sandy C., de 16 años. Ella era quien cobraba las extorsiones. La Policía indicó que en los últimos días, un jefe de la mara fue asesinado y otro fue capturado. Esto habría provocado divisiones entre sus miembros por la disputa del mando del grupo.

Tampoco se descarta, según la fuente, que los asesinatos sean obra de un grupo de exterminio, pues las mayoría de mareros fueron ultimados frente a parientes a quienes los atacantes no les hicieron daño.

Por estas muertes, la Policía no hecho ninguna captura pues argumenta que el cantón El Zamorano está rodeado de cañales y manglares, de modo que los homicidas tienen ventaja para ocultarse.

Asesinan a adolescentes

El Centro Escolar Joya de Girón, de Olocuilta, La Paz, fue cerrado ayer tras conocerse que tres de sus alumnos fueron asesinados en un río del caserío Agua Zarca.

Los hermanos Brandon C., de 17 años; Alfredo C., de 15, y César R., de 16, fueron ayer a bañarse al río y recolectar agua, a las 6:00 a.m., para después ir a estudiar.

En el lugar, situado a pocos metros de su casa, fueron atacados a balazos por supuestos mareros. Los cadáveres quedaron casi uno encima del otro y cerca del afluente.

La Policía informó que los asesinos aprovecharon lo boscoso del terreno para darse a la fuga.

Preliminarmente, las autoridades señalaron que los adolescentes no estaba perfilados como pandilleros, una versión que secundaron parientes y vecinos de las víctimas.

Familiares que llegaron a la escena del triple homicidio dijeron que los estudiantes no habían recibido amenazas.

Uno de los adolescentes cursaba segundo año de bachillerato y los otros dos eran estudiantes de educación básica.

"Eran bien tranquilos, no tenían problemas con nadie y nunca comentaron que habían sido amenazados", manifestó un doliente.

En otro hecho, Rodrigo Martínez Cerón, de 30, fue ultimado en el final de la avenida Bernal y calle al Volcán, en Mejicanos. La víctima trabajaba como taxista pirata y fue atacado dentro del vehículo.

Los homicidas fueron dos hombres que viajaban en una moto. Este fue el segundo ataque contra Cerón en los últimos días.

En el cantón El Carrizal, de Nahuizalco, Sonsonate, fue ultimado un hombre. En la escena fue hallada una escopeta y un arma artesanal.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación