Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Investigado por asesinato de un cabo de PNC muere en tiroteo

El supuesto pandillero murió en enfrentamiento con policías. Autoridades confirman que tenía antecedentes

o texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto pie fotoPie de foto texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto pie fotoLas autoridades policiales registraron un do

o texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto pie fotoPie de foto texto espacio para texto pi texto o texto espacio para...

o texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto pie fotoPie de foto texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto o texto espacio para texto pi texto pie fotoLas autoridades policiales registraron un doble asesinato en el caserío Las Hojas del cantón L

José Benedicto López, supuesto pandillero de MS, murió ayer al enfrentarse a balazos con agentes de la Policía en el cantón Puerto Parada, de Usulután.

López era investigado por las autoridades tras supuestamente participar en el asesinato del cabo policial Héctor Ramos, ocurrido el pasado 24 de octubre en Jiquilisco, también en Usulután.

Antonio Sorto, jefe de investigaciones de la Policía de ese departamento, confirmó que López era investigado por la División Central de Investigaciones (DCI) por su presunta implicación en el asesinato del cabo Ramos.

Agregó que el pandillero ultimado tenía antecedentes de intento de homicidio.

Aclaró que indagaran porqué quedó en libertad, pues enfrentó un proceso judicial este mismo año.

La Policía aseguró que en una mochila que fue hallada al pandillero se encontró un arma de fuego y drogas.

"Este sujeto andaba listo para enfrentar a las autoridades. Sabía que era investigado", detalló Sorto.

Cuatro homicidios más en oriente

El homicidio de José Benedicto López fue uno de los cinco registrados entre la noche del jueves y la mañana de ayer, en la zona oriental.

Otro asesinato se registró en el municipio de Jiquilisco, siempre en Usulután, en la zona del Bajo Lempa.

La víctima fue identificada como René Adán Maldonado, de 54 años.

La Policía sostiene que era colaborador de pandillas y que el móvil está relacionado al accionar de esos grupos.

Mientras que en Jucuapa, Usulután, la mañana de ayer fue asesinado Erlín Quintanilla, de 24 años.

Las autoridades confirmaron que también era pandillero. El crimen se produjo en el mercado de esa ciudad.

El móvil aparente es que nunca entregó cuentas de la extorsión a la pandilla.

La víctima tenía antecedentes por portación ilegal de arma de fuego, pero fue dejado en libertad tras el proceso judicial.

En lo que va de noviembre, la Policía contabiliza 11 asesinatos en el departamento de Usulután, es decir que la media de homicidios es superior a la de un crimen por día.

San Miguel registró un doble crimen. Las víctimas fueron un hombre y una mujer, a quienes las autoridades no reconocieron por falta de documentos personales.

El hecho ocurrió a las 3:00 de la madrugada en la calle principal del caserío Las Hojas, cantón Las Delicias, en San Miguel.

Óscar Meléndez, jefe de la Unidad de Vida de la Fiscalía, confirmó que ambas víctimas tenían lesiones de bala en la cabeza.

El asesinato se habría registrado por la noche, según la Fiscalía; sin embargo, la Policía indicó que fue perpetrado a las 3:00 de la madrugada.

Meléndez explicó que la inspección se realizó hasta ayer por la mañana, cuando ellos fueron alertados. Vecinos de la zona dijeron haber escuchado dos detonaciones de arma de fuego. El caserío donde ocurrió el doble crimen es controlado por pandillas y está alejado del área urbana.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación