Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Indignación tras homicidio de niña en Tacuba

Al menos cuatro pandilleros entraron a la vivienda de la pequeña y la estrangularon. Sucedió el domingo en el cantón El Rosario, Tacuba, Ahuachapán

La Policía no ha reportado capturas por el asesinato de la niña.

La Policía no ha reportado capturas por el asesinato de la niña. | Foto por Miguel Villalta

La Policía no ha reportado capturas por el asesinato de la niña.

El asesinato de la niña Roxana Maribel G., de 12 años,  en el caserío Ersedes, cantón El Rosario, Tacuba, Ahuachapán, ha provocado repudio e indignación en familiares, vecinos y población en general. 

Quienes están presentes en su sepelio, aseguran que nadie en su sano juicio le arrebataría la vida a una indefensa niña, mucho menos en momento que dormía sola en una casa, a unos 150 metros  de sus demás familiares, el domingo por la noche.

Una tía relata que la infante había permanecido jugando durante el domingo  y a unos vecinos había confesado que se sentía muy sola, pues su hermano con quien residía, hacía cinco días lo habían detenido; además, su madre y su otra hermana guardan prisión, mientras su padre trabajaba en el cuartel, en el DM7.

En esas condiciones cayó la noche del domingo y se encerró a dormir. Varias horas después, al menos 4 supuestos MS llegaron y arremetieron contra la indefensa niña. Al parecer la estrangularon.

El siguiente día, el lunes, Roxana Maribel tendría que ir a clases, pero antes acostumbraba subir a casa de una tía a desayunar cerca de las 5:45 de la mañana.

Ese lunes, pasaron las 5:45 de la mañana y la pequeña no subió. Llegaron las 7:00 de la mañana y tampoco llegó. Su tía decidió bajar a ver qué pasaba y se encontró que la habían matado.

Nerviosa y asustada por lo que había visto, llamó al padre y le relató el hecho. Ese mismo momento el militar junto a un grupo de policías salió a casa a ver lo sucedido.

Frente al hecho, el padre se quedó sin voz y muy conmocionado; no tenía palabras que expresaran aquel profundo dolor por el asesinato de su hija. Según una pariente, la niña era su adoración. El último día de vida, la niña tenía sentimientos encontrados pues por un lado tenía tristeza por todos los problemas que la rodeaban y por el otro alegría porque se acercaba la clausura y su esperanza era que pasaría de quinto a sexto grado en la escuela.

Vecinos relatan que la menor les había dicho que cuatro hombres a quienes ella identificó por sus apodos desde hace unos días, la perseguían y la amenazaban.

"Cada vez voy a la escuela cuatro hombres me siguen y me dicen malas palabras", dijo una vecina que les habia dicho la pequeña.

El miércoles anterior su hermano mayor, con quien vivía, tuvo un pleito e hirió al hijo de uno de los cuatro sujetos que días antes la perseguían. Su hermano fue detenido de inmediato por intento de homicidio.

Al parecer, en venganza por lesionar al hijo del cabecilla de la MS de la zona los pandilleros fueron a matar a la pequeña. 

Un vecino afirmo que en el plan no estaba matar a la niña sino a su padre,  pero al no encontrarlo procedieron contra ella.

Otros lugareños se mostraron excépticos y no tienen idea de quienes pueden ser los asesinos de la niña.

Familiares dicen que esta es la segunda persona que han asesinado en el sector. Casi en las mismas circunstancias mataron a otro muchacho que prestaba sus servicio militar hace dos años.

En los últimos meses tres de sus parientes han desaparecidos, salieron a trabajar y no regresaron.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación